Un total de 35 empresas y entidades de todo el ciclo de la biomasa forestal participan desde este jueves en la II Feria del sector, que se celebra en Pamplona hasta el próximo sábado, con el fin de difundir las ventajas económicas, medioambientales y sociales que genera su uso como combustible en la generación de energía térmica.

Actualmente, hay en Navarra más de 500 instalaciones de este tipo, la mayoría de ellas en viviendas tanto individuales como en comunidades de vecinos. Aproximadamente 300 empresas centran su actividad en este sector, principalmente en el ámbito rural, y proporcionan empleo a 4.000 personas.

Se trata de la segunda feria de estas características que organiza el Gobierno de Navarra, con el patrocinio de Cofely-GDF Suez y Smurfit Kappa, en una apuesta por mejorar el conocimiento de este recurso energético y fomentar su utilización en empresas, profesionales del sector, entidades públicas, comunidades de vecinos y público en general.

La Feria ha comenzado este jueves con una jornada técnica dirigida especialmente a profesionales, cuya apertura ha corrido a cargo de la vicepresidenta primera y consejera de Economía, Hacienda, Industria y Empleo, Lourdes Goicoechea, quien ha señalado que el incremento de uso de la biomasa en Navarra "podría reducir la dependencia de los mercados exteriores de combustibles fósiles".

En la actualidad, ha detallado, únicamente se aprovecha una cuarta parte de los 1,3 millones de metros cúbicos de madera que genera la Comunidad foral. En su opinión, "esto permitiría, por una parte, crear un mercado local y cercano, con consecuencias directas en la economía de las zonas rurales y, por otra, la reducción de la factura de calefacción hasta en un 50%".

Actividades de la feria

Durante estos tres días, 25, 26 y 27 de septiembre, ha destacado el Gobierno foral en un comunicado, los 35 expositores ofrecen en el Palacio de Congreso y Auditorio Baluarte una amplia muestra de los diferentes tipos de combustible e instalaciones térmicas basadas en la utilización de biomasa forestal.

Se trata de empresas y entidades, entre las que se encuentra el propio Gobierno de Navarra, pertenecientes a diferentes sectores de actividad en este campo (combustibles, forestal, ingeniería, instalaciones, servicios energéticos y sistemas) y que abarcan todo el ciclo de la biomasa, desde su extracción, hasta su uso como combustible.

Las jornadas incluyen, además, otras actividades paralelas, como la proyección de vídeos divulgativos, elaborados por la Cátedra de la madera de la Universidad de Navarra en colaboración con el Ejecutivo foral, con el objetivo de que personas sin conocimientos sobre la materia tengan una visión general sobre la biomasa y un mejor aprovechamiento de la visita a la feria.

Se han gestionado además encuentros de negocios entre agentes del sector, fundamentalmente empresas, y potenciales usuarios, y talleres orientados a grupos pequeños y específicos, en los que se expondrán ejemplos concretos con posterior debate.

En la explanada exterior de Baluarte habrá asimismo una exposición de maquinaria para trabajos forestales y caminones de reparto de combustible. Los horarios de visita de la muestra son este jueves de 16,30 a 20,00 horas, y el viernes 26 y sábado 27, de 11 a 14 horas y de 16,30 a 20 horas.

Deducción del 15%

Para inversiones en instalaciones

El fomento del uso de la biomasa de origen forestal para usos térmicos está recogido en el III Plan Energético de Navarra Horizonte 2020. En este sentido, el Gobierno de Navarra ofrece una deducción fiscal del 15% para las inversiones que se realicen en instalaciones térmicas de biomasa forestal (caldera, depósito de combustible, mano de obra, etc.).

Pueden acceder a ella las personas físicas o jurídicas que tributen en Navarra. En el caso de comunidades de propietarios, la aplicación de la deducción se realizará conforme al porcentaje de participación de cada propietario. Para optar a la deducción, las personas interesadas deben solicitar un informe de inversiones en el Departamento de Industria.

En Navarra, ha remarcado el Ejecutivo foral, la madera es un recurso natural y abundante. El 65 por ciento de la superficie de la Comunidad foral es terreno forestal (un 24% más que hace 25 años). Los aprovechamientos forestales de madera y leña se incrementan cada año -un 15% en 2013- y aún hay margen para este incremento, ya que sólo se aprovecha el 25% de los 1,3 millones de metros cúbicos por año de nuestros bosques.

El 56% de la madera disponible en Navarra (alrededor de 250.000 hectáreas) está certificada, es decir, su explotación es respetuosa con el medio ambiente, y constituye una alternativa viable a la dependencia energética exterior. El precio de la biomasa es competitivo y estable y el ahorro en la factura energética supera el 50%. En 2012 se generaron 39,1 MW de electricidad en plantas de generación de biomasa agrícola y forestal.

Consulta aquí más noticias de Navarra.