La consejera de Hacienda y Administración Pública, María Jesús Montero, ha defendido este jueves sus "esfuerzos" para reducir los libramientos pendientes de justificación mientras que el PP-A ha acusado al Gobierno andaluz de tener ayudas y subvenciones sin justificar desde el año 87 para, de este modo, poner estos fondos públicos al servicio "del PSOE-A desde hace más de 30 años".

Montero ha asegurado en el Pleno del Parlamento, como respuesta a una pregunta oral sobre estos libramientos pendientes de justificación del diputado 'popular' Antonio Sanz, que toda la información está publicada en la Cuenta General de 2012 y en el informe de fiscalización de este mismo ejercicio emitido por la Cámara de Cuentas en febrero de este año y que, por tanto, existe "una completa transparencia sobre esta forma de pago" que está recogida tanto en la norma estatal como en la Ley General de Hacienda Pública de la Junta de Andalucía.

Según ha explicado la consejera, la Cámara de Cuentas dice en el mencionado informe que en el ejercicio de 2012 "se ha conseguido una disminución del saldo de los libramientos pendientes de justificar de los ejercicios anteriores" y también que "resulta evidente el esfuerzo realizado para lograr la disminución del saldo" por parte de la Junta.

Además, Montero ha recordado que la institución fiscalizadora también recomendó a la Junta "persistir en este esfuerzo encaminado a disminuir el saldo de los libramientos pendientes de justificar" y ha defendido que eso es lo que está haciendo su departamento, es decir, "realizar las acciones oportunas para seguir estas recomendaciones y estar en permanente contacto con el resto de Consejerías responsables de los libramientos para llevar a cabo esta labor".

Frente a este mensaje de "máxima transparencia" de la consejera de Hacienda, Sanz ha reprochado a Montero que no se "avergüence" de tener "nada más y nada menos que 2.471 millón de euros sin justificar", lo que en su opinión es "un escándalo y una vergüenza porque es el dinero de los andaluces".

Sanz ha incidido, además, en que la Cámara de Cuentas lleva advirtiendo a la Junta de que tiene libramientos pendientes desde el año 1987, por lo que no considera "lógico" que la Junta no haya terminado aún de pedir la devolución de estos fondos no justificados.

A juicio del 'popular', esto evidencia el "descontrol de las cuentas públicas" que ha existido "permanentemente" en la Junta de Andalucía y que Sanz ha atribuido a que los socialistas "siempre han entendido que las subvenciones y ayudas han sido siempre un chiringuito y un cortijo al servicio del PSOE durante más de 30 años".

"Es el mismo 'modus operandi' que en los ERE, que en Invercaria, que en Bahía Competitiva...", ha reprobado Sanz, para quien la Junta debería sentirse "avergonzada" por reclamar continuamente dinero a Madrid mientras en Andalucía "miran para otro lado" permitiendo que haya quien se lleve "el dinero de los parados andaluces. "Así no se puede gobernar", ha sentenciado para volver a criticar que la Administración autonómica se haya convertido en "un cortijo" en el que se "exime de no justificar para seguir incentivando chiringuitos".

Ante ello, la consejera le ha espetado que el único 'modus operandi' que no ha cambiado en todos estos años es "la manera de hacer oposición del PP-A", al que ha afeado que hagan estas afirmaciones en Andalucía cuando en comunidades como Valencia o Galicia, o no existen este tipo de informes de fiscalización o, si existen, sus respectivas Cámaras de Cuentas "recogen que las numerosas cuentas de habilitación siguen sin recogerse en Tesorería, quedando fuera de la liquidación contable". "Así que no vengan a dar clases de ética", ha concluido.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.