Arzobispo de Canterbury
Rowan Williams, arzobipo de Canterbury y líder de la Iglesia anglicana. ARCHIVO
El arzobispo de Canterbury, el líder espiritual de los 77 millones de anglicanos que hay en el mundo, ha dicho que los cristianos conservadores que citan la Biblia para condenar la homosexualidad están malinterpretando un pasaje clave escrito por San Pablo hace casi 2.000 años.

Rowan Williams hizo esta declaración en un discurso ante los estudiantes de teología de Toronto.

El arzobispo dijo que con el tan mencionado pasaje de la Epístola de San Pablo a los romanos lo que se quiere es advertir a los cristianos para que no se crean moralmente superiores cuando ven que otros caen en el pecado.

Lo que se quiere es advertir a los cristianos para que no se crean moralmente superiores cuando ven que otros caen en el pecado
Con sus comentarios el arzobispo contradijo la postura de muchos de los obispos más conservadores, muchos de ellos provenientes de África, que han echado a menudo mano de la Biblia para exigir que los colectivos homosexuales de Estados Unidos y Canadá sean excomulgados.

Los clérigos más conservadores insisten en que la Biblia prohíbe la existencia de obispos gay o que se bendigan uniones de personas del mismo sexo.

Williams dijo a los estudiantes que se hacen muchas lecturas equivocadas del pasaje y que San Pablo lo que quería no era hablar de la homosexualidad sino del autoengaño en el que caen quienes se creen que cumplen las leyes a rajatabla.

El propio arzobispo de Canterbury dijo también ayer que se había planteado la posibilidad de cancelar la Conferencia Lambeth del año próximo, que tiene lugar una vez cada década, por el peligro que se convierta en una batalla en toda regla en torno a la homosexualidad, pero que finalmente ha optado por no anular la convocatoria.

El arzobispo dijo a los jóvenes que más adelante en la misma epístola San Pablo también dice "porque en lo mismo que juzgas al otro, te condenas a ti mismo", con lo que viene a rechazar cualquier crítica apoyado en una supuesta mayor legitimidad moral.

Ni para unos ni para otros

Williams cree que con esta interpretación no se favorece a ninguno de los dos bandos, porque aunque descalifica las posturas más extremistas de los conservadores, también queda claro para Pablo y sus seguidores que la homosexualidad era "tan obviamente inmoral como la adoración a los ídolos o la desobediencia a los padres".

* "Por esto Dios los entregó a pasiones vergonzosas; pues aún sus mujeres cambiaron el uso natural por el que es contra naturaleza, y al igual modo también los hombres, dejando el uso natural de la mujer, se encendieron con su lascivia unos con otros, cometiendo hechos vergonzosos hombres con hombres, y recibiendo en sí mismos la retribución debida a su extravío. Y como ellos no aprobaron tener en cuenta a Dios, Dios los entregó a una mente reprobada, para hacer cosas que no convienen" (Ro 1:26-28)