Alejandro Sanz
Alejandro Sanz, en México. (EFE) EFE

"No considero que Shakira en ningún momento esté perdiendo sus raíces, al revés, las está llevando, las está enseñando a otra gente que no habla nuestra lengua", dijo el madrileño en rueda de prensa en México para presentar el inicio de su gira por el país.

Sanz salió así al paso de las declaraciones del también cantante colombiano Carlos Vives, quien pidió a Shakira que "ahonde en el río Magdalena y no tanto en el Misisipi", en referencia a que la artista estaba dejando a un lado sus orígenes latinos.

'Tortura', número uno 

El cantautor afirmó que el número uno en las radios de EEUU de habla inglesa conseguido por el tema La Tortura, que él canta a dúo con la colombiana, era algo que "nunca en la vida había ocurrido".

El propio Sanz afirmó recientemente que su próximo trabajo será un álbum en inglés, porque es lo que le pide el cuerpo, aunque es consciente de que quizá no sea el movimiento que su compañía de discos espera.

Es que el sombrero de frutas me queda fatal

"Es que el sombrero de frutas me queda fatal", bromeó el cantante respecto a la característica imagen de música latina que personificaba la artista Carmen Miranda, para explicar su cambio de rumbo musical.

Cuestionado sobre si actuaría con Miguel Bosé en alguno de los conciertos que éste dará por Latinoamérica, bromeó: "Si me paga bien, sí".

La boda de Paulina Rubio

El cantautor expresó su deseo de acudir a la boda de la cantante mexicana Paulina Rubio el próximo 30 de abril en la Riviera Maya, a la que está invitado, pero es posible que le coincida con un concierto.

Su web oficial no recoge por el momento la celebración de ninguna actuación el 30 de abril, día que se presume será la boda de la cantante mexicana con el español Nicolás Vallejo Nájera, Colate.