Las nuevas tecnologías también se abren paso en el complicado engranaje que acompaña a unas elecciones. El próximo 27 de mayo, el recuento de los comicios autonómicos será media hora más corto de lo habitual, gracias a 1.530 PDA (ordenadores de bolsillo), que se instalarán en 473 colegios de las tres capitales.

Así, los datos del 30% del censo se enviarán vía satélite al centro de recepción de la Ciudad de la Justicia de Valencia, lo que evitará toda una cadena de llamadas telefónicas y burocracia. A las 22.30 horas, ya sabremos el nombre del nuevo inquilino del Palau de la Generalitat.

La iniciativa la ha adelantado a 20 minutos la secretaria autonómica de Telecomunicaciones y Sociedad de la Información, Blanca Martínez de Vallejo. Según explica, es fruto de un concurso que han adjudicado a la empresa electrónica Indra, por 688.000 euros. «Antes se llamaba por teléfono y tardábamos más. Ahora, además de tiempo, se ahorrará en gastos, ya que pasaremos de 250 teleoperadoras a 170».

El concurso se ocupará de  la recepción, captación y difusión de los datos, tanto de participación como del recuento, y del software para procesar toda la información.

Dinos @ ) + ... qué te parece. Cuéntanoslo en...

e-mail: nosevendealicante@20minutos.es

Correo: c/Jerusalén, 3, 03001 Alicante o en www.20minutos.es

El voto por Internet crea recelo

La posibilidad de votar por Internet, o mediante una tarjeta similar a la de crédito, tendrá que esperar. La Generalitat no contempla a corto plazo implantar estos sistemas, ya que «duplicarían los costes para un mismo fin», según Blanca Martínez de Vallejo. En su opinión, crearía desigualdades, ya que todo el mundo no tiene Internet ni sabe usar un ordenador, y tendría que reformarse la ley electoral para que fuera legal. «Los ciudadanos desconfían mucho de que su voto siguiera siendo transparente y secreto», afirma, aunque «tecnológicamente es posible», porque ya se han hecho pruebas.