Recuperar el sabor de las ensaladas antiguas

En el Mercado Central se pueden comprar verduras alternativas y de antaño.
Un puesto de venta de verduras en el Mercado Central. (Francisco González)
Un puesto de venta de verduras en el Mercado Central. (Francisco González)

El acelerado ritmo de vida que caracteriza a la sociedad actual ha llevado a muchos ciudadanos a olvidar el sabor y la calidad de la comida más sencilla, algunas verduras o las frutas.

Para poder recuperar esta esencia no hay que ir muy lejos: en el Mercado Central se puede encontrar todo tipo de exquisiteces para hacer ensaladas, como mezclum, lechuguitas, rúcula, maché, canónigos o lombarda, sin olvidar la acelga roja.

Uno de los puestos que dispensa estos alimentos es de Santiago Gironés. «Un producto muy demandado por los consumidores son las hierbas aromáticas, como hierbabuena, albahaca, tomillo, romero o rúcula, que condimentan muchos platos de carne y pescado», explica.

Además, gran parte de estas verduras son saludables para el organismo «porque contienen omega 3 y contribuyen a una disminución de la saturación del colesterol», añade Gironés.

Los tenderos del Mercado Central, como él, apuestan por recuperar platos tradicionales y sencillos elaborados con rúcola selvática (hojas de color verde oscuro utilizadas como lechuga), «conocida también como lliçons por muchas amas de casa y cocineros, que parece que ahora han desaparecido de las ensaladas diarias».

Mostrar comentarios

Códigos Descuento