El Consejo de Gobierno ha autorizado una inversión de 2.160.000 euros por parte de la Consejería de Sanidad y Política Social, a través del Instituto Murciano de Acción Social (IMAS), para prestar el Servicio de Teleasistencia domiciliaria a personas dependientes de la Región de Murcia durante los tres próximos años.

El objetivo es ofrecer una atención integral a personas mayores dependientes y a sus cuidadores. Para ello, se ofrece una respuesta inmediata ante situaciones de emergencia, inseguridad, soledad y aislamiento para favorecer la permanencia de los usuarios en su entorno habitual y promover su autonomía.

Durante 2013, el Servicio de Teleasistencia atendió a 3.995 usuarios, es decir, 632 más que en 2012, y a 2.365 cuidadores. Así, se gestionaron un total de 178.897 llamadas, lo que refleja que cada uno de los terminales instalados en la Región estableció una media de 44,57 llamadas.

Además, los profesionales del Servicio de Teleasistencia hicieron 15.700 visitas a los hogares de los beneficiarios de este servicio, lo que supone una media de cuatro visitas por vivienda y 4.627 actuaciones más que en 2012.

En la Región de Murcia, el perfil del usuario del Servicio de Telasistencia es el de una mujer mayor, de unos 80 años, que vive con una persona y tiene un nivel de autonomía medio.

Consulta aquí más noticias de Murcia.