La portavoz de UPyD en Segovia y miembro del Consejo de Dirección de este partido, Luciana Miguel, ha enviado una carta al presidente de Bankia, José Ignacio Goirigolzarri, para solicitar que la entidad cancele la hipoteca que pesa sobre el Torreón de Lozoya y devuelva a la Fundación Caja Segovia los intereses devengados hasta este momento, que ascienden a unos 160.000 euros.

La hipoteca fue adquirida por la sociedad Navicoas Asturias, participada en parte por Caja Segovia, por una operación inmobiliaria de 2006 en la que se detectaron irregularidades y fue asumida por la entidad segoviana pese al traspaso de todo el negocio financiero a Bankia. Como aval, la Caja ofreció entre otros inmuebles el Torreón, su edificio más emblemático, declarado Bien de Interés Cultural (BIC).

Para cubrir tal deuda, el Consejo de Administración acordó en 2012 solicitar al Banco Financiero y de Ahorros (BFA)-Bankia un crédito de 6,8 millones, una decisión que investiga un juzgado segoviano al presumir que puede esconder comportamientos presuntamente delictivos.

Ahora, UPyD quiere que Bankia proceda a anular el préstamo y devuelva a la Fundación Caja Segovia, heredera de la Obra Social de la entidad de ahorros, los intereses devengados hasta la fecha, medida esta que a juicio de este partido no tiene por qué suponer una pérdida neta para la nacionalizada.

Al respecto, la formación magenta ha indicado a Goirigolzarri que siempre podrá reclamar la devolución de la cantidad a los gestores de Caja Segovia, que son en su opinión "los verdaderos responsables del expolio" frente a los ciudadanos, "que son los que la están ahora pagando".

En su misiva, recogida por Europa Press, Miguel ha recordado al presidente de Bankia que su entidad tiene los medios materiales, la información y la legitimidad suficiente para hacerlo, al tiempo que ha incidido en que, si la Fundación queda liberada de la carga, podrá proseguir con la labor social que siempre desarrolló Caja Segovia.

"Los segovianos, antiguos clientes de Caja Segovia y hoy de Bankia, verían con satisfacción este ejercicio de generosidad por parte de la entidad financiera que fue rescatada con el dinero de todos y que ahora produce beneficios", señala la portavoz de UPyD en el texto.

Miguel ha pedido a Goirigolzarri que no espere a la resolución judicial para cancelar la hipoteca, "pues no hay ningún motivo" para ello. En este sentido, ha apuntado que en la actualidad la Fundación Caja Segovia carece de recursos para responder al fin por el que existe y lo poco que conserva va destinado a pagar el préstamo hipotecario.

Ha recordado asimismo que Bankia adquirió todo el negocio bancario de Caja Segovia y sus impositores. Por ello, a juicio de la responsable de UPyD en Segovia, "no tiene sentido, y resulta bastante contradictorio, que Bankia siga siendo la causa de la actual asfixia de la Fundación mientras pretende lavar su imagen ofreciendo un patrocinio-limosna por la vía de publicitarse en el Acueducto a precio de saldo".

Consulta aquí más noticias de Segovia.