El Govern ahorrará 75,3 millones de euros en concepto de intereses al acogerse a las nuevas condiciones de endeudamiento a cargo del Fondo de Liquidez Autonómica (FLA), una cantidad que destinará a deuda comercial "pero no a crear nuevos gastos".

La portavoz del Ejecutivo balear, Núria Riera, ha recordado que el FLA es un mecanismo del Estado para apoyar la liquidez de las Comunidades Autónomas. De carácter temporal y voluntario, permite atender las necesidades financieras de las autonomías mientras persisten las dificultades de acceso a los mercados financieros.

Con el acuerdo aprobado este viernes, el Govern se adhiere al punto general de entrada de facturas electrónicas de la administración del Estado, a la plataforma Emprende 3. Además, se compromete a destinar a la reducción de deuda comercial el ahorro anual que se genere por la modificación de las condiciones financieras, y a no dedicarlo a aumentar el gasto.