Al menos 32 personas, en su mayoría niños, murieron al chocar esta madrugada un autobús con un camión en la zona central de Turquía, informaron los medios locales.

El autobús, en el que viajaba un grupo de escolares de primaria que hacía una excursión a la turística región de Cappadocia, chocó a las 05.00 GMT con el camión cerca de la localidad de Eskil, en la autopista Aksaray-Konya, informó la agencia local Anatolia.

Transportamos cinco pacientes en estado crítico a los hospitales de Konya

El accidente se produjo hacia las 05.00 GMT y, tras varias tres horas de confusión sobre el número exacto de las víctimas, las televisiones del país coincidieron en cifrarla en 32.

Poco antes, Akin Sudemen, el Director de Sanidad de la provincia de Aksaray, había dicho a la televisión CNNTurk que fuentes policiales informaron de "más de 20" muertos.

"27 heridos fueron transportados a Aksaray. Transportamos cinco pacientes en estado crítico a los hospitales de Konya. Tres de ellos son niños", dijo Sudemen.

La emisora CNNTurk informó asimismo de cinco escolares en estado crítico que habían sido internados en el Hospital Estatal de Aksaray.