Un total de siete provincias estará este miércoles en alerta por lluvias, tormentas y altas temperaturas, según la predicción de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet).

El organismo ha señalado aviso amarillo (riesgo) por chubascos y tormentas localmente fuertes para el norte de Huesca, Lérida, Barcelona y Gerona que se irán desplazando a lo largo del día hasta el este de Teruel y el noroeste de Castellón, así como otro aviso amarillo por máximas de hasta 37 grados en la costa de Málaga.

En todo el extremo norte peninsular, los cielos estarán entre nubosos y muy nubosos y podrán descargar lluvias débiles en el Cantábrico durante la mañana. En cambio, en el resto de la península predominarán los poco nubosos o despejados, a excepción de otros puntos de la mitad norte peninsular, Baleares y las islas más occidentales del archipiélago canario, donde se darán intervalos nubosos con posibilidad de alguna precipitación débil y dispersa.

Con respecto a las temperaturas, las diurnas descenderán de forma ligera a moderada en el norte y este peninsulares, una caída entre 2 y 6 grados que podrá ser localmente notable en la meseta norte y el Cantábrico. En cambio, el mercurio se mantendrá sin grandes cambios o en ligero ascenso en el Mediterráneo, Baleares, suroeste peninsular y Canarias. Por otro lado, las temperaturas nocturnas bajarán en la mayor parte del interior peninsular y subirán en el extremo sureste y Baleares.

Los vientos soplarán de flojos a moderados en el tercio norte peninsular, donde tendrán componente norte, en el tercio sur peninsular, donde tendrán componente oeste y en Canarias, donde tendrán componente noreste. En el resto del país, mostrarán una dirección variable, aunque con intervalos moderados del este y sur en el Mediterráneo.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.