El nuevo ferial de Toledo que se ubicará en el entorno de Azarquiel-Huerta del Rey contará con 27.000 metros cuadrados, ampliables a 32.000, albergará 500 plazas de aparcamiento y tendrá una zona verde con 300 árboles.

El alcalde de Toledo, Emiliano García-Page, ha presentado este martes un avance del proyecto que podría estar terminado a mitad de la próxima legislatura.

Mientras tanto, las ferias y fiestas de agosto se trasladarán a partir de 2015 al Paseo de la Vega, siendo los feriantes los encargados de costear este cambio de ubicación que se estima en 150.000 euros, siempre y cuando se trate de un cambio provisional.

Consulta aquí más noticias de Toledo.