Banesto obtuvo un beneficio neto atribuido de 187,45 millones de euros en el primer trimestre de 2007, lo que implica un incremento del 11,1% en comparación con los 168,66 millones ganados en el mismo periodo de 2006, informó hoy el banco a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

Estos resultados se sustentaron, principalmente, explica la entidad, en el incremento del 27,9% del negocio crediticio, así como en el aumento del 17,8% de los recursos gestionados de clientes.

La subida del 7,5% de los ingresos por comisiones y el crecimiento del 4,2% de los costes de explotación permitieron a la entidad presidida por Ana Patricia Botín elevar el 21% su margen de explotación, el que mejor refleja la actividad puramente bancaria, que se situó en 314,5 millones de euros.