La Consejería de Educación y Cultura acometerá a partir de mañana, lunes 4 de agosto, unas "prioritarias" para asegurar el mantenimiento y la conservación de la Iglesia Parroquial de Santiago, en Don Benito, declarada Bien de Interés Cultural (BIC), en la categoría de monumento.

Tras analizar las patologías que presenta el templo y con independencia del proyecto global de intervención que existe en esta iglesia, se va a proceder a intervenir en fachadas y cubiertas, para lo cual se ha destinado una partida de 20.000 euros.

Concretamente, según ha explicado el Gobierno extremeño en una nota de prensa, se consolidarán cornisas y pináculos, se repararán algunas zonas de la techumbre dañadas, se sellarán grietas y se limpiará parcialmente la sillería exterior.

La Iglesia Parroquial de Santiago data del primer cuarto del siglo XVII, aunque a finales del siglo XVIII se realizaron algunas obras menores. Responde con carácter general en su estructura y detalles exteriores al estilo herreriano, en tanto que por dentro se adecua a las fórmulas gótico-renacentistas.

Es un edificio de grandes proporciones realizado en mampostería de piedra y cal, con gruesos estribos de sillería, material mediante el que también se resuelve la fachada frontal y otras zonas de la obra.

Desde fuera el templo ofrece una apariencia maciza, con pureza en sus líneas, que se alivia por el escalonamiento de los contrafuertes y, aún más, por los pináculos que sirven de remate a estos.

En su interior, es una iglesia con tres naves diáfana y espaciosa. Destaca el conjunto de nervaduras que se alzan en haces a través de las gruesas columnas y se despliegan en crucerías por la cubierta para configurar una hermosa trama.

Consulta aquí más noticias de Badajoz.