Cuatro soldados británicos y un intérprete murieron hoy por la explosión de una bomba en una carretera en el sur de Irak, informó hoy el Ministerio de Defensa en Londres.

"Con gran pesar podemos confirmar que cuatro soldados británicos y un intérprete civil murieron esta mañana por un ataque con bomba contra un (vehículo) patrulla en una carretera al oeste de Basora", indicó una portavoz de Defensa.

Según la fuente, los familiares de los cuatro militares han sido informados del suceso.

Con estas víctimas son ya seis los soldados británicos fallecidos esta semana en Irak.