El que fuera delegado del Gobierno en Murcia y ex consejero de Medio Ambiente, Francisco Marqués, ha comparecido esta tarde, en la sede del PP de Murcia, para dejar claro que fue apoderado desde 2006 a 2012 de las cuentas de la Hermandad Farmacéutica del Mediterráneo (Hefame) pero que, en ningún caso, dispuso de esos fondos.

En este sentido, ha presentado, a través de su abogado, un escrito al juez instructor de 'Novo Carthago', Manuel Abadía, en el que le insta a que "desvele, de forma inmediata y urgente y si no lo sabe que se lo pregunte al Sabadell (entidad donde estaban esas cuentas), quién es el titular de todas y cada una de esas cuentas corrientes", ya que, ha advertido, "es obligación de la Administración de Justicia el decir de quién son todas y cada una de las cuentas, sin perjuicio del apoderado que fuera".

Según Marqués, que se encuentra imputado en esta causa que está bajo investigación judicial por los delitos de cohecho, prevaricación y tráfico de influencias, fue apoderado de las cuentas corrientes de Hefame desde 2006 a 2012, lo que significa que "no se le permitía hacer nada con esas cuentas, puesto que se administran siempre dos firmas y dos personas autorizadas o apoderadas".

"Parece que asociar mi conducta a un movimiento de fondos de 9,5 millones, sobre todo en cuentas a la vista y en depósitos a plazo fijo, es cuando menos una cosa poco pensada o intencionadamente mal hecha", ha respondido Marqués saliendo al paso de las informaciones publicadas por algunos medios regionales, donde se apunta que movió en depósitos a plazo fijo hasta 9,5 millones.

Igualmente, ha denunciado públicamente que la información que el juez instructor requirió al Banco Sabadell se haya filtrado y se haya conocido antes de que al juez le llegara a su poder, ni a las partes del proceso.

"Alguien lo ha tenido que filtrar y lo tiene que investigar el juez", ha reclamado Marqués, tras lo que ha añadido que desconoce si la filtración ha salido "de la Administración de Justicia, de la Fiscalía, de algún abogado, del Banco Sabadell o ha sido un invento; no lo sé, pero hay que aclararlo". Por ello, insiste en conocer quién ha filtrado esta información para poder emprender acciones legales, "por mucho derecho a la información que haya".

Apoderado de la totalidad de las cuentas

Volviendo a las cuentas, ha explicado que el banco "no las discrimina", en el sentido de que aunque entrara a formar parte de Hefame en 2006 hasta 2012, aparece como apoderado de las cuentas a partir de 2002 y hasta 2012, "porque es sobre la totalidad de las cuentas de la cooperativa y el banco elimina a los apoderados anteriores y te mete a ti".

"Cuando le han pedido a partir del 1 de enero 2002 a 31 de diciembre de 2013, todas las cuentas de Hefame están bajo mi nombre porque estaba autorizado", ha insistido el ex delegado del Gobierno y ex consejero del Ejecutivo murciano.

Y es que, ha afirmado, "no tiene ningún sentido, pero es así y todas esas cuentas corresponden con cuentas pertenecientes al Grupo Hefame en las que he estado de apoderado, sin perjuicio de que estuviera o no como director general".

Marqués, que ha mostrado su predisposición a declarar ante el juez cuando lo cite, ha justificado que la imputación en este caso es porque tiene un piso que compró a una UTE y "pretenden vincular eso con alguna medida que tomara de cualquier tipo". Igualmente, ha asegurado que "nunca" ha tenido cuentas en la CAM ni en el Sabadell "ni en ningún banco que tenga que ver con el Sabadell actual, salvo una hipoteca que pagué en su momento".

Marqués, a preguntas de por qué ha ofrecido la rueda de prensa en la sede de los 'populares' murcianos, ha puesto de manifiesto que es militante del PP y los hechos de los que se hace mención "sucedieron cuando era consejero de un Gobierno del PP", además de que ha reconocido estar al corriente de sus cuotas

"En el PP no he tenido ningún expediente con respecto a este caso o el anterior y di las explicaciones que tuve que dar", ha zanjado Marqués, para después dejar claro que está en su casa y "es un sitio más cómodo que dar una rueda de prensa en la calle". Preguntado sobre quién ha autorizado el uso de la sede, ha respondido que lo ha autorizado "quien lo haya tenido que autorizar".

Marqués ha comenzado su comparecencia disculpándose ante los periodistas por si durante todo este tiempo haya podido parecer "maleducado", ya que durante cinco años y medio "no he querido hablar de nada", ni incluso por el proyecto urbanístico la Zerrichera, en el que se acordó el sobreseimiento provisional pero previamente "me esposaron, me detuvieron, me tuvieron 72 horas en los calabozos, cinco años de imputación para acabar concluyendo que no había nada".

"No vengo aquí para explicar que bajo estas características hay personas, que esas personas tienen una familia, un trabajo, relaciones sociales y estas circunstancias, dependiendo de cómo se publiquen, pueden afectar a las familias", ha concluido.

Marqués se encuentra imputado en la causa de 'Novo Carthago', pero previamente lo estuvo también en el caso de presunta corrupción urbanística en la recalificación de una finca agrícola para construir un 'resort' en Águilas (Murcia), la Zerrichera, que le llevó a su detención en marzo de 2009.

Entró en el Ejecutivo regional en 1995, año en el que fue nombrado consejero de Sanidad, y ostentó diversas competencias, incluyendo un breve paso por la Delegación del Gobierno en Murcia, hasta que presentó su renuncia en 2006 para hacerse cargo de la dirección general de Hefame hasta 2011.

Consulta aquí más noticias de Murcia.