Kitt, 'el coche fantástico'
Kitt, 'el coche fantástico' Archivo
David Hasselhoff se dio a conocer en la década de los ochenta con la serie El coche fantástico (Knight Rider) pero su verdadero protagonista, el de cuatro ruedas, es el que ahora
está a la venta en California.

Se trata de uno de los cuatro Pontiac TransAm que se utilizaron durante el rodaje
Se trata de uno de los coches Pontiac TransAm negros de 1982 que la popular serie utilizó durante el rodaje, siempre en el papel de ese automóvil parlanchín, inteligente y veloz que era KITT.

Su precio, 149.995 dólares en la tienda de automóviles Kassabian Motors de Dublín (California), en las proximidades de San Francisco.

Según su actual dueño, el vehículo es uno de los cuatro modelos supervivientes de aquella serie de antaño.

Y por supuesto, el reclamo para su venta no podía ser otro que animar al comprador para que se sienta como Michael Knight, el detective que interpretaba Hasselhoff en la serie y el único capaz de entender al vehículo futurista.

El coche a la venta mantiene las luces y los botones que le daban esa apariencia futurista, aunque no hace falta decir que sus habilidades en el hablar y a la hora de atrapar a los malvados eran cosas del guión.

Lo que sí tiene son 3.851 kilómetros, un freno para piruetas y dos monitores de televisión en su interior, detalles que le diferencian de un vehículo cualquiera.

Pero si el comprador busca una opción más barata, los estudios Universal en Los Ángeles cuentan con otro de estos vehículos a disposición del público para sacarse cuantas fotos deseen aunque sin podérselo llevar a casa.