La Obra Social "la Caixa" ha anunciado este viernes la ampliación de su programa de convivencia intercultural a 24 nuevos territorios de España, que se suman a los 16 donde se ha venido desarrollando durante los últimos tres años con un modelo de intervención social basado en el trabajo conjunto de administraciones, profesionales y ciudadanía.

La iniciativa consiste en una intervención "preventiva y promocional" que fomenta las relaciones interculturales, favoreciendo la cohesión social que persigue el empoderamiento de la sociedad en pos del desarrollo comunitario y la convivencia "entendida como un valor que implica a todos los ciudadanos, tanto autóctonos como inmigrantes".

Según explica la entidad, a lo largo de sus tres años de andadura han participado cerca de 200.000 personas en más de 2.000 actividades y con más de 1.000 profesionales implicados, en los 16 municipios y barrios de alta diversidad cultural en los que se ha venido desarrollando este programa.

Ahora se suman 16 espacios de forma que el proyecto tendrá impacto en barrios y municipios de Andalucía, Aragón, Baleares, Canarias, Castilla-La Mancha, Cataluña, Ceuta, Comunidad de Madrid, Comunidad Valenciana, La Rioja, Región de Murcia y País Vasco.

"Los retos sociales derivados de una sociedad cada vez más diversa junto con la situación socioeconómica derivada de la crisis actual hacen necesario el impulso de modelos de intervención social basados en trabajo conjunto entre administraciones, organizaciones y ciudadanía", dice Obra Social "la Caixa".

La ampliación del proyecto ha sido presentada este viernes en CaixaForum Zaragoza, en un acto en el que han participado el director general de la Obra Social "la Caixa", Jaime Lanaspa; el director de su Área Social, Marc Simón; el director territorial de "la Caixa" en Aragón-La Rioja, Raúl Marqueta; el alcalde de Zaragoza, Juan Alberto Belloch, y el director científico del Proyecto de Intervención Comunitaria Intercultural, Carlos Giménez.