El Govern balear ha realizado un total de 185 inspecciones en establecimientos turísticos del municipio de Calvià, donde está ubicada la conocida zona turística Magaluf, desde principios de año.

Fruto del estas inspecciones se han levantado 53 actas administrativas derivadas de posibles infracciones o irregularidades cometidas por parte de los locales inspeccionados.

Así lo ha dado a conocer la portavoz del Govern, Núria Riera, tras el Consell de Govern, quien ha precisado que uno de los asuntos tratados por el grupo de trabajo reunido este viernes para abordar la problemática suscitada en Magaluf, ha sido precisamente la necesidad de incrementar las visitas de los inspectores "en todas las zonas turísticas de las Islas para defender un turismo de calidad", ha explicado.

Así, las inspecciones, que están coordinadas entre las Consellerias de Salud, Turismo y Trabajo, "se han potenciado en las últimas semanas" tras los polémicos acontecimientos originados en Magaluf, según ha matizado la portavoz del Ejecutivo autonómico.

Asimismo, Riera ha apuntado que en la reunión celebrada esta mañana, en la que han participado una veintena de entidades empresariales e instituciones de las Islas, se ha empezado a trabajar también en la elaboración de un código de Buenas Prácticas y en perfilar la campaña de concienciación que Turespaña tiene previsto poner en marcha en breve en el Reino Unido.