El Govern trabaja en la creación de un plan director urbanístico para potenciar y gestionar el enoturismo —conocer viñedos, bodegas y procesos de elaboración— en los territorios que comprenden cualquiera de las 10 Denominaciones de Origen (DO) catalanes, y que ocupan una superficie de 50.500 hectáreas.

Actualmente, los municipios regulan estas actividades y hay marcos legales muy diferentes, de los que la Generalitat pretende homogeneizar los requisitos, a la vez que se respete las diferencias de territorio, ha informado la Conselleria de Territorio y Sostenibilidad de la Generalitat este viernes en un comunicado.

La decisión la ha anunciado el conseller de Territorio, Santi Vila, durante su visita a la comarca tarraconense del Priorat, y ha destacado que espera contar con la colaboración del sector vitivinícola.

Consulta aquí más noticias de Tarragona.