Casa Orwell
Imagen aérea de la zona y la casa donde vívía Orwell (Google Maps). Google Maps
La pesadilla del Gran Hermano, la sociedad constantemente vigilada por Orwell, se ha hecho realidad, según informa The Evening Standard.

La mejor prueba de ello es que en un radio de menos de 180 metros alrededor de la casa donde Orwell escribió 1984 a mediados de los años 40 -en el edificio 27B situado frente a la Plaza Canonbury en Islington, North London- hay cerca de 32 cámaras de vigilancia grabando todo lo que pasa, según informa la publicación británica.

Estas 32 cámaras son algunas de las 4,2 millones de cámaras diseminadas por todo Gran Bretaña, un cada catorce ciudadanos. Se calcula que en ese país se hallan el 20 % de todas las existentes en el mundo y que cada británico es grabado cada día alrededor de 300 veces.

Dos de ellas graban, desde lo alto de dos semáforos, los jardines que se encontraban frente a la ventana del escritor británico.

Otras dos, situadas en un centro de conferencias en la Plaza Canonbury, registran cada movimiento que se produce en la parte trasera del edificio.

Lo mismo sucede con el pub preferido de Orwell, Compton Arms, vigilado por la cámara de un concesionario.

La imagen de la casa de Orwell bajo constante vigilancia sirve para subrayar la veracidad que esconde el informe hecho público por la Academia Real de Ingenieros británica (RAE), que advierte de la rápida proliferación de los sistemas de vigilancia en ese país y se une a las críticas de algunos de los miembros del Gobierno, que indican que su uso incontrolado contribuye a crear un "clima de sospecha".