Siete días sin comer nada por defender su trabajo en Microser
Osvaldo Pérez pidió ayer firmas en la Plaza Mayor. (Pablo Elías)
Su aspecto es bueno, aunque ya ha perdido algo de peso. «Ya no tengo ansiedad por comer, pero hay momentos en los que empiezo a estar cansado. Sólo bebo agua y suero líquido. El domingo tuve el primer bajón, pero anímicamente estoy muy fuerte y llegaré hasta el final», explica. «Siempre me indignaron las injusticias sociales, sólo queremos que las inversiones multimillonarias que Microser ha recibido de la Junta se las den a alguien que quiera iniciar un proyecto industrial y salvar el empleo», añade. Ayer pasó la mañana con los ciudadanos en la Plaza Mayor y les pidió firmas de apoyo.