El Ayuntamiento de Santander ha adoptado como "posición inicial" respecto a la liberalización de horarios comerciales que ésta se extienda a todo el municipio y durante todo el año pero ha asegurado que esta postura podrá ser "modificada" en función de las consultas y del planteamiento que le trasladen diferentes colectivos implicados.

Así se ha lo trasladado este viernes el alcalde, Íñigo de la Serna, al presidente de la Cámara de Comercio, Modesto Piñeiro, en un encuentro, en el que el regidor ha explicado que se trata "simplemente" de una "posición inicial" que es la que, "por defecto", marca el Real Decreto aprobado por el Gobierno central el pasado 4 de julio.

La reunión como Piñeiro forma parte de la ronda de contactos para establecer "una vía de diálogo" de cara a la aplicación en la ciudad de la declaración de Santander, por parte del Gobierno central, como Zona de Gran Afluencia Turística, según ha explicado en un comunicado el Consistorio.

De la Serna prevé mantener otros encuentros respecto a esta norma, que, según ha recordado el Ayuntamiento, fue decretada por el Gobierno de España y es "de obligado cumplimiento para el Ayuntamiento". El Consistorio, sin embargo, deberá determinar, en el plazo de 6 meses, el alcance de la misma en la ciudad.

EL Ayuntamiento ha dado traslado a las asociaciones de comerciantes de la petición que se ha hecho al Consistorio de un informe sobre la declaración de zona de gran afluencia turística, en el que se recoge la postura inicial del Ayuntamiento a falta de que finalice el proceso de consultas y de recogida de opiniones de todas las partes implicadas.

Consulta aquí más noticias de Cantabria.