El comité de empresa de Sniace ha acordado recurrir ante el Tribunal Supremo la sentencia de la Audiencia Nacional que avala el despido de los 533 operarios que componen la plantilla.

Los trabajadores —que han finalizado el encierro de casi 30 horas en el Ayuntamiento de Torrelavega— van a recurrir mediante una fórmula "un poco especial", basada en anunciar el recurso primero, para lo que tienen un plazo de cinco días, a los que se suman los diez marcados para presentarlo. De esta forma, ganan 15 días hábiles, y se sitúan en finales de julio, el plazo marcado para intentar llegar a una acuerdo con la dirección y que ésta presente un plan laboral y de viabilidad de la fábrica, con lo que dan "una oportunidad" a esa negociación.

Paralelamente, ha indicado, Pérez Portilla, los abogados registrarán un escrito en el que expresan que acatan la sentencia de la Audiencia "en el fondo", ya que tal y como está fundamentada es "muy difícil" que pueda prosperar un recurso contra ella, según les han trasladado.

Esta medida permite, según ha explicado el sindicalista, reactivar, a partir de la próxima semana también, las demandas individuales por despido improcedente presentadas por los 533 empleados en los Juzgados de lo Social de Cantabria.

Pérez Portilla ha señalado que la decisión de recurrir se ha acordado este mismo viernes, un día después de conocer la sentencia de la Audiencia, en una asamblea de trabajadores celebrada tras una reunión con los abogados. Además, han trasladado dicha decisión a la empresa, concretamente por teléfono y al director de Recursos Humanos.

Asimismo, han acordado dar por finalizado, en torno a las 14 horas, el encierro iniciado este jueves, sobre las diez de la mañana, en el Ayuntamiento, como medida de presión a las administraciones -al Consistorio y al Gobierno regional- para que les ayuden a convencer a la empresa de la necesidad de llegar a un acuerdo.

"La esperábamos pronto (la sentencia), pero no tanto", ha expresado Pérez Portilla, para señalar que tras conocer el fallo de la Audiencia -que ha tardado cinco días desde la celebración del juicio- los objetivos "son otros", de ahí la suspensión del encierro, que se ha prolongado durante casi 30 horas.

"la empresa nos ha pasado por el morro la sentencia"

Al hilo de lo anterior, y después de comentar que la empresa fue ayer a la reunión de Burgos a "pasarnos por el morro la sentencia", el portavoz de los trabajadores ha recordado que ellos llevaban varios meses diciendo que "la íbamos a perder", teniendo en cuenta tanto la reforma laboral como la situación de Sniace, en concurso de acreedores y con deudas.

También avisaron hace tiempo, ha recalcado, que el juicio de la Audiencia era "como una ruleta rusa", ya que -ha insistido- "siempre" iban a "perder", independientemente de que les dieran la razón o no sobre la legalidad de los despidos. A este respecto, ha reiterado que a la empresa "no le sirve ganar", como ha sucedido con la sentencia, ya que "todavía necesita de los trabajadores" para que "no vaya a la liquidación", y del comité para seguir negociando.

En cualquier caso, y teniendo en cuenta todo lo anterior y la situación de Sniace, el secretario del comité ha manifestado en referencia a los "errores" que se han ido sucediendo en los últimos meses que "cada día que pasa, empujan a la empresa más hacia el precipicio".

Bufete de abogados de sniace

Por su parte, el bufete de Sniace, Cecán Abogados, ha subrayado en un comunicado la "extraordinaria repercusión" de la sentencia de la AN, si se tienen en cuenta los antecedentes de despidos colectivos declarados nulos (Tragsa, Coca Cola) por el mismo magistrado ponente, Rafael López Parada. El fallo es también, según destacan los letrados de la empresa, el primero que se refiere a una empresa afectada por la reforma energética.

Además, confirma que la empresa negoció en todo momento con "buena fe" y que fue la "negativa" de los representantes de los trabajadores a aceptar la última propuesta ofertada la que "frustró" el acuerdo, apuntan los abogados, que se han referido a las manifestaciones de los empleados de los últimos días según las cuales -señalan- "confían en que los tribunales de Santander, donde sus abogados tienen influencia, debidamente presionados por la plantilla, les declaren la improcedencia de sus despidos por alguna cuestión formal".

"Si así fuera, Sniace irá a la liquidación y los trabajadores cobrarán las indemnizaciones mínimas que abona el FOGASA, siendo ellos mismos con los efectos de sus demandas los que 'echasen el cierre' a la empresa", concluye el comunicado de Cecán Abogados.

Consulta aquí más noticias de Cantabria.