La portavoz de EUPV en las Corts, Marga Sanz, ha señalado este viernes que la investigación de la Comisión Europea por posible manipulación de las estadísticas de déficit y deuda en la Comunitat Valenciana demuestra que la región ha estado "en manos de pésimos gestores" que, además, "han sido tramposos".

En un comunicado, Sanz ha indicado que estos son "unos hechos gravísimos" que sitúan a la Comunitat Valenciana en "una situación de excepcionalidad institucional porque de estar intervenidos por el gobierno de Rajoy, podemos llegar a estar intervenidos por la Unión Europea".

Esto, ha agregado, "situaría a la Generalitat y al País Valencià en el mapa del desprestigio institucional más grande que hemos conocido en democracia". "Solamente la presencia de esta Comisión viniendo a investigar de las cuentas de los valencianos y el pasado del señor Camps a nosotros nos denigra", ha agregado.

A su juicio, la investigación lanzada "demuestra que hemos estado en manos de pésimos gestores" que también "han maquillado las cuentas para no decir lo que en realidad había detrás". "Se han ocultado facturas, se han hecho maquillajes contables que nos han llevado en estos momentos a un descrédito europeo".

Por ello, ha pedido la comparecencia del presidente de la Generalitat, Alberto Fabra, en las Corts, para que explique "cuál va a ser la posición del Consell ante este hecho gravísimo", dado que el 'president' debe "tomar medidas en el asunto" y "abrir una investigación y exigir responsabilidades de los gestores de la época del señor Camps que nos han llevado a este desastre".

Consulta aquí más noticias de Valencia.