El Ayuntamiento de Valencia ha querido rendir homenaje este viernes al concejal del PP Miguel Ángel Blanco, asesinado por ETA en 1997, cuando se cumplen 17 años de su muerte, y, de esta forma reafirmar su compromiso de luchar contra el terrorismo.

Así lo ha expresado la alcaldesa de Valencia, Rita Barberá, que ha encabezado la concentración en homenaje al edil acompañada de representantes de otros grupos políticos y trabajadores del Consistorio valenciano.

La primera edil ha descrito el acto como "un homenaje de memoria, de admiración, de gratitud y de cariño a Blanco, a su familia y a las demás víctimas del terrorismo". "Un hombre —ha proseguido Barberá— cuya única culpa fue pensar, tener ideas y querer servir a su pueblo".

"Hace 17 años que un joven vasco lleno de ideales en plena juventud con una tremenda voluntad de servir a su pueblo desde una opción política legítima y democrática fue secuestrado y asesinado por los terroristas asesinos de ETA. Fue precisamente esta barbarie, este asesinato a cámara lenta, lo que hizo levantarse a la sociedad española para decirle a ETA 'basta ya'", ha evocado.

Barberá ha concluido que con este acto "se evidencia el compromiso de seguir luchando contra el terrorismo". "Al terrorismo solamente se le puede derrotar y no se parará hasta que entreguen las armas y se disuelva ETA", ha sentenciado.

Consulta aquí más noticias de Valencia.