El consejero de Salud y Servicios Sociales, José Ignacio Nieto, acompañado por el director médico de Atención Especializada, Carlos Piserra, ha presentado el programa de atención bucodental dirigido a mujeres embarazadas puesto en marcha recientemente en los centros de salud.

Tal y como han explicado, el embarazo es una época especialmente vulnerable para la salud de los dientes de la mujer. En este sentido, Salud y Servicios Sociales amplía las prestaciones que ofrece la Atención Primaria en La Rioja por la importancia que tiene que las embarazadas disfruten de una buena salud bucodental, ya que cualquier lesión o infección que la mujer presente podría repercutir en el buen curso de su embarazo.

Este programa pretender abordar pautas para la prevención y tratamiento de los procesos patológicos que afectan a la mujer en ese período de su vida y proponer alternativas para la prevención de las enfermedades orales más prevalentes en su futuro hijo; además favorece la relación entre odontólogos, ginecólogos, higienistas y matronas con el objetivo de lograr una adecuada captación de las mujeres embarazadas.

Esta actuación preventiva empezó el pasado 2 de mayo por parte de las matronas y de los odontólogos y, en este momento son las higienistas dentales, las que acaban de empezar porque intervienen en diferente trimestre de embarazo.

Controles trimestrales

En el primer trimestre de la gestación, la matrona (una vez hecho el diagnóstico de embarazo y de acuerdo con su protocolo de actuación) remite a la mujer embarazada al equipo de salud bucodental. El personal administrativo cita a la gestante para una primera consulta en el servicio de salud bucodental.

El odontoestomatólogo valora el estado gingival y periodontal mediante el examen clínico y además le ofrece consejos sobre higiene oral y otras instrucciones relacionadas con la dieta. Entonces es cuando se le da cita con la higienista dental para el segundo trimestre del embarazo.

Esta profesional verifica el cumplimiento de las instrucciones sobre dieta e higiene, y valora de nuevo el estado gingival y periodontal. A la embarazada le practican una limpieza bucal con aplicación de flúor tópico y enjuagues, entre otros tratamientos.

En el tercer trimestre, el odontólogo/estomatólogo retoma el control del cumplimiento de las instrucciones sobre higiene y dieta y valora el estado gingival.

Dependiendo del lugar de residencia, las mujeres embarazadas de Logroño, las de las zonas de salud de Rioja Media y las de Nájera acuden al CARPA; por su parte, el resto serán atendidas en las unidades de salud bucodental de Haro (Haro y Santo Domingo de la Calzada) y en las de Alfaro, Calahorra, Arnedo y Cervera del Río Alhama (en Rioja Baja)

Enfermedades bucodentales

Las enfermedades bucodentales constituyen un auténtico problema de salud pública por su impacto físico, psicológico y social. En la mujer embarazada se suelen observar diferentes lesiones orales, la más frecuente la enfermedad periodontal (inflamación de las encías y sangrado de las mismas, entre otras).

Estas lesiones se ven favorecidas durante el embarazo, en primer lugar, por los cambios hormonales, ya que se puede observar un aumento de los niveles de progesterona (hormona con un efecto directo sobre el aporte sanguíneo de la encía), y por otro lado, por la dieta, debido a que se observa una mayor apetencia por los alimentos dulces, lo que unido a una posible alteración de los hábitos de higiene oral, puede aumentar la incidencia de caries.

Consulta aquí más noticias de La Rioja.