El titular del Juzgado de Instrucción número 3 de Palma, José Castro, ha emplazado al fiscal anticorrupción Pedro Horrach a interponer "una querella por prevaricación" si "cree lo que escribe" en el recurso que presentó contra el auto por el que el magistrado puso fin a la instrucción del caso Nóos.

Así lo ha puesto de manifiesto este viernes ante los medios a su llegada a los Juzgados de Vía Alemania, donde, preguntado por el escrito de Horrach, Castro ha aseverado que en él hay "claras imputaciones de que he prevaricado". Tal y como ha subrayado, se trata de "expresiones de descrédito que si se hubieran mejorado, el recurso no hubiera perdido contundencia".

Mediante un duro recurso de 63 páginas, el fiscal recrimina a Castro haber llevado a cabo una instrucción "a la carta" y haber practicado investigaciones "contradictorias" en torno a la Infanta Cristina "a modo de encaje de bolillos".

Asimismo, critica que el magistrado haya hecho sobre la hermana del Rey Felipe VI "un juicio de valor basado en meras conjeturas: Doña Cristina de Borbón es culpable, no se sabe bien de qué, para a continuación emprender una intensa prospección para ver si se la pilla en un renuncio".

"Cuando el puerto de destino está determinado antes de iniciar la investigación,  basado en meras conjeturas, contamina de tal forma la marcha exploratoria que la convierte en un itinerario inamovible, en el cual los parámetros de imparcialidad, objetividad y congruencia que deben presidir cualquier actuación judicial quedan relegados", subraya tajante Horrach, entre otras numerosas consideraciones y críticas hacia el juez.

Torres Dulce: "El que varió fue el juez"

Por su parte, el fiscal general del Estado, Eduardo Torres-Dulce, ha defendido que la presentación del recurso contra la imputación de la infanta Cristina responde a una línea "coherente" con la posición que siempre ha mantenido el Ministerio Fiscal, y ha indicado que fue el juez quien "varió" su posición durante la instrucción.

No existe ningún dato fáctico o elemento probatorio que permita sostener que doña Cristina pueda ser imputada"Lo único que puedo hacer es respaldarlo", ha manifestado Torres-Dulce antes de participar en la XIII edición de la Escuela de Verano del Ministerio Fiscal, y en las que ha defendido la "agilidad" en la presentación del recurso debido a la extensa prolongación de la instrucción del caso. "Y cuanto podamos reducir los plazos, es una decisión correcta", ha agregado

"Nuestra postura es mantener que no existe ningún dato fáctico o elemento probatorio que permita sostener que doña Cristina pueda ser imputada en términos de colaboradora o de blanqueo de capitales", ha sostenido.