WWF alerta a la UE de que el atún rojo desaparecerá "el año que viene" si no se reduce a la mitad la cuota pesca

  • Su desaparición llevaría a, por ejemplo, la reducción del número de sardinas.
  • Recomiendan reducir en 17.000 toneladas la cantidad de atún que se pesca al año.
Ejemplar de atún rojo. (ARCHIVO)
Ejemplar de atún rojo. (ARCHIVO)
El Fondo Mundial de la Naturaleza (WWF, por sus siglas en inglés) advirtió ayer a la Unión Europea (UE) de que o "
reduce a la mitad la cuota de pesca de atunes rojos del Mediterráneo o contempla como desaparece" esa especie.

El WWF analiza en su estudio
En el límite. El Atún Rojo del Mediterráneo y las consecuencias de su desaparición, el
impacto ecológico y económico de la desaparición de esa especie en el Mediterráneo.

El director de la campaña del WWF sobre pesca europea, Justin Woolford, alertó sobre "las serias e impredecibles consecuencias" que tendría la eliminación del atún y explicó que "si no se reduce a la mitad el número de capturas, el atún podría desaparecer
el año que viene o al siguiente".

Los expertos creen que si ello se produjera, las poblaciones de algunas especies como el calamar podrían multiplicarse lo que
conllevaría a su vez una reducción del número de
ejemplares de sardinas, base alimenticia de ese molusco cefalópodo y uno de los ejes de la industria pesquera.

Los científicos que asesoran a la
Comisión Internacional para la Conservación de los Atunes Atlánticos (ICCAT, por sus siglas en inglés), organismo encargado de gestionar esa especie, recomendaron recientemente
reducir la cuota de pesca a 15.000 toneladas frente a las 32.000 del año pasado.

Pero el WWF señaló que cuando termine la temporada se habrán capturado
32.414 toneladas porque la ICCAT sólo ha reducido la cuota en 2.500 toneladas, lejos de las recomendaciones, al tiempo que dos de los países miembros del organismo,
Turquía y Libia, han decidido
aumentarla unilateralmente.

El organismo recordó que los asesores de la ICCAT también aconsejaron
prolongar la veda de mayo a julio porque durante ese periodo los atunes se reproducen y son una presa más fácil al subir a la superficie en busca de alimento.

Según el WWF, la Unión Europea sólo prohibirá la pesca de ese pez en julio, "
dejando el atún especialmente vulnerable en junio, cuando se producen el 60% por ciento de las capturas", y añadió que los científicos que trabajan para la ICCAT advirtieron de que un descenso de la reproducción aumenta el riesgo de desaparición.

Woolford recordó que
España, Francia e Italia realizan la mayoría de las capturas legales, por lo que si la UE se comprometiera a rebajar la cuota, ayudaría a prolongar la vida de los atunes durante varios años y podría motivar a otros países pesqueros a hacer lo mismo.

El representante de WWF atribuyó la postura "negativa" del consejo europeo de ministros de Pesca, que se reunirá en abril, a "la defensa de las grandes compañías pesqueras", pero alertó de que si la UE no toma medidas para frenar la desaparición comercial del atún, "esas empresas se quedarán sin negocio".

A ese respecto, el director de pesca del WWF en el Mediterráneo, Sergi Tudela, estimó que "las mayores flotas navegarán a otros océanos y saquearán otras especies".
Mostrar comentarios

Códigos Descuento