La consejera vasca de Educación, Cultura y Política Lingüística, Cristina Uriarte, ha afirmado que su Departamento intenta reubicar a los 280 alumnos del colegio Ibaigane, después del cierre debido las dificultades económicas.

Uriarte ha puntualizado, en los pasillos del Parlamento vasco, que su Consejería está "intentando recolocar a los alumnos", que es su "principal preocupación". "La preocupación principal es, de cara al curso que viene, dónde van a estar. Estamos viendo dónde puede estar cada uno de ellos", ha señalado.

La consejera ha admitido que los responsables del centro bilbaíno habían informado al Ejecutivo autónomo de que "estaban pensando" en el cierre. No obstante, ha advertido de que, en "las fechas que son", constituye "un problema recolocar a todos los alumnos, en estos momentos, con la matrícula cerrada".

Uriarte espera que todo el alumnado pueda ser distribuido en centros cercanos a su entorno, aunque "puede ocurrir que no todo el mundo esté conforme con lo que le toque". "Intentaremos hacerlo lo mejor posible para dar la mayor satisfacción posible", ha manifestado.

El colegio Ibaigane, un centro religioso de carácter concertado, ha decidido cerrar sus puertas ante la falta de matrículas y como consecuencia de las dificultadas económicas ocasionadas por la crisis. Este cierre afecta a los 280 alumnos del centro, que deben ser reubicados, y a un total de 38 trabajadores, que se han quedado en la calle.

Consulta aquí más noticias de Álava.