Secuestran a una niña de 6 años en Madrid y la Policía no descarta a un agresor en serie

  • Una niña de origen chino de seis años desapareció durante cuatro horas y apareció después a kilómetros del lugar desorientada y asustada.
  • Es el mismo 'modus operandi' del secuestro de otra niña en abril, en la que el secuestrador se dirigió a ella llamándola por su nombre.
  • Los testigos han descrito a un hombre de unos 35 años, de estatura media, en vehículo tipo turismo que podría ser de color gris o negro.
Exterior del comercio donde se produjo el secuestro de la niña de seis años, en la calle Luis Ruiz, 22.
Exterior del comercio donde se produjo el secuestro de la niña de seis años, en la calle Luis Ruiz, 22.
20MINUTOS

La Policía Nacional investiga el posible secuestro de una niña de 6 años de origen chino, Yiyu Ji, este martes por la tarde en el distrito de Ciudad Lineal de Madrid, tras estar desaparecida durante cuatro horas y ser encontrada luego a varios kilómetros en aparente buen estado.

Los investigadores no descartan que el suceso guarde relación con el secuestro en el mismo distrito madrileño a mediados de abril de otra niña, esta de nueve años, que estuvo desaparecida durante cinco horas y apareció en buen estado aunque con síntomas de haber ingerido medicamentos que la mantenían aturdida.

Antes, ya se había denunciado otro caso de un intento de secuestro en la calle Torrelaguna. En los tres casos el secuestrador actuó en un radio de apenas tres kilómetros y en los dos primeros llamando a las niñas por su nombre, con la excusa de ir de parte de sus madres.

En el caso de este martes, según ha confirmado la Jefatura Superior de Policía, un vecino vio sobre las ocho de la tarde a una mujer china llorando en las cercanías de su tienda de la calle Luis Ruiz, 22 y al preguntarle qué le pasaba le contó que su hija había desaparecido hacía una hora. Había salido a jugar a la puerta del comercio sobre la siete y no había vuelto.

Una de las vecinas testiga de los hechos comenta que vio a la madre de la niña llorando y varios residentes de la zona estuvieron toda la tarde buscándola sin éxito. "En el barrio es muy conocida, porque suele estar todo el día jugando en la calle con su pelota. Es una niña muy simpática. Habla y te saluda en español", afirma.

El vecino llamó a la Policía y los padres de la niña interpusieron la denuncia correspondiente, tras lo que se activó un amplio dispositivo de búsqueda. La pequeña fue encontrada, en aparente buen estado, sobre las 23.15 en la calle Jazmín, a unos siete kilómetros al norte del mismo distrito.

En buen estado físico, pero asustada

Fue atendida por el Samur y traslada a un centro médico para un reconocimiento. Tenía un aparente buen estado de salud pero estaba muy asustada, según la misma fuente. La madre y la niña continúan en el hospital mientras evalúan el estado físico y psicológico de la pequeña.

Según ha contado el padre de la pequeña, Ji Yong Pin (41 años) a 20minutos.es "la niña no ha podido dar detalles sobre el aspecto del secuestrador porque es muy pequeña y no se fijó en los detalles, pero cuando la recogieron estaba muy asustada y llorando". El padre seguía al frente del negocio cuando todavía no habían psadado ni 24 horas del secuestro.

"Yo estaba en casa, la que estaba en la tienda era mi mujer, pero me ha contado que la niña solo estuvo fuera de la tienda cinco minutos", ha asegurado el padre.

La Policía no descarta ninguna hipótesis, incluida la de que la niña haya sidosecuestrada por el hombre que a mediados de abril raptó a otra niña en el mismo distrito y con el mismo modus operandi. En aquella ocasión se trataba de una niña de nueve años, que estuvo desaparecida durante cinco horas y apareció en buen estado aunque con síntomas de haber ingerido drogas debido a su aturdimiento general.

Los testigos han descrito a un hombre de unos 35 años, de estatura media, en ocasiones con barba y flequillo, vestido de color marrón con pantalones cortos. Usa un vehículo tipo turismo que podría ser de color gris o negro.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento