Bilbao pondrá en marcha en junio un plan piloto para mejorar la peatonalización del Casco Viejo y que sea "efectiva"

La iniciativa trata de buscar el equilibrio entre el comercio y la hostelería y la propia vida de los vecinos
Asier Abaunza, José Luis Sabas y Tomás del Hierro.
Asier Abaunza, José Luis Sabas y Tomás del Hierro.
EUROPA PRESS

El Ayuntamiento de Bilbao pondrá en marcha en la segunda quincena de junio un plan piloto para mejorar la peatonalización del Casco Viejo y que ésta sea una peatonalización "efectiva", dado que la actual "no es la más adecuada", según ha contrastado el Consistorio a través de un proceso de participación.

El proyecto ha sido presentado en rueda de prensa, tras comparecer en comisión, por el concejal delegado de Obras y Servicios, José Luis Sabas, el de Circulación y Transportes, Asier Abaunza, y el de Seguridad, Tomás del Hierro.

Sabas ha indicado que el proyecto piloto busca "remediar la situación manifiestamente mejorable" del Casco Viejo y pretende llevar a cabo una "mejora de la peatonalización" de la zona, que trata de buscar el equilibrio entre el comercio y las hostelería y la propia vida de los vecinos.

"buscar la mejor solución"

La experiencia comenzará durante la segunda quincena de junio y contará con una serie de medidas que estarán en "marcha durante seis meses", tiempo durante el cual serán evaluadas y consensuadas y "cada mes se irán mejorando hasta definir la reordenación definitiva", para "buscar la mejor solución posible".

Desde el área de Seguridad, Del Hierro ha indicado que el objetivo de su área es garantizar la seguridad de los vecinos y hacer que la implementación del proyecto se "vaya realizando paulatinamente". Según ha dicho, la Policía municipal se desplegará como policía de barrio, "al tanto de la seguridad de los vecinos" y mediar en posibles conflictos.

Tras contrastar en un proceso de participación que la peatonalización no era la más adecuada, el Consistorio creó una Comisión con el fin de trabajar en la propuesta de mejora de la peatonalización, cuyas propuestas tiene seis objetivos, según ha indicado Sabas.

El primero de ellos pasa por reducir la presencia de vehículos en las horas permitidas, para lo que se establece un acceso restringido a personas autorizadas y el acceso en coche al Casco Viejo será únicamente de 8.00 a 11.00 horas, durante 15 minutos para los residentes y 30 para los comerciantes, sin perjuicio de que esto se pueda flexibilizar a medida que avance la experiencia piloto.

Por ello, los únicos vehículos que podrán circular en cualquier horario serán los taxis, el servicio de limpieza, la policía municipal y protección civil.

Otro de los objetivos es establecer un eje peatonal seguro en las horas de entrada a los centros escolares, por lo que el eje Ronda-María Muñoz, y la calle La Merced será peatonal de 8.00 a 9.15 horas. En ese horario, la circulación estará prohibida para mejorar la seguridad de los escolares del Colegio Maestro García Rivero y del Colegio Múgika-Solokoetxe.

La intención también es "minimizar los recorridos de los vehículos", para lo cual se ordenará la circulación en dos sectores y los sentidos de circulación, de tal forma que evite que los coches puedan 'callejear' por el Casco Viejo.

Reordenación de espacios

Otro de los objetivos es reordenar los espacios y organizar el tráfico de carga y descarga, y de los residentes, para garantizar la seguridad peatonal. Con ese fin, la carga y descarga se hará sólo a un lado de la calle; las terrazas no podrán instalarse antes de las 11.00 horas, una vez finalice la carga y descarga; la regulación de la carga y descarga se hará mediante tarjetas y habrá que respetar el acceso a los portales.

Por último, otro de los objetivos es incrementar el acceso fuera del horario establecido y los vecinos y residentes podrán acceder con su vehículo los domingos de 18.00 a 22.00 horas.

Sabas ha indicado que todas estas medidas tendrán la señalización viaria correspondiente, que indicará a los vehículos las restricciones de acceso que imperen durante la prueba piloto, conforme al código de circulación.

Además, el Ayuntamiento enviará a todos los vecinos un disco con un reloj que deberán colocar en sus vehículos cada vez que accedan al Casco Viejo y en el que deberán indicar la hora desde la que están estacionados.

Junto al disco, el Consistorio enviará, a todas las viviendas por vía postal, un plano del Casco Viejo con los sentidos de circulación y lugares de aparcamiento y los detalles de la experiencia piloto de peatonalización efectiva.

Igualmente, repartirá un disco análogo, el plano y la información en mano a los hosteleros y comercios del Casco Viejo para garantizar la máxima información.

Durante los seis meses que durará la prueba piloto, el Ayuntamiento va a contar con un equipo de trabajo de ocho personas que se encargará de repartir los discos a hosteleros y comerciantes, realizar labores de inspección y toma de datos sobre el funcionamiento de la prueba y de canalizar las solicitudes de permisos especiales, quejas y sugerencias.

Durante el primer mes, tanto la policía municipal como el personal de apoyo informarán pormenorizadamente a los vehículos que tengan dudas sobre las nuevas normas de circulación del Casco Viejo. Pasado ese tiempo, el Consistorio considerará que ha puesto en marcha las medidas de información suficientes para que los vehículos se familiaricen con las normas y comenzará a exigir su cumplimiento.

Información y sanción

En ese sentido, Sabas ha indicado que se "va a dar tiempo para que todo el mundo se familiarice con la nueva manera de funcionar y durante el primer mes se informará a todo el mundo y se tomarán los datos de los incumplidores; el segundo mes, a los incumplidores les colocará un aviso en el parabrisas y para el tercer mes, cuando todo el mundo ha tenido tiempo y oportunidad de ponerse al día, se comenzará a sancionar, aunque el objetivo no es el de sancionar, sino ordenar el Casco Viejo".

Como las medidas forman parte de una experiencia piloto, se ha establecido una Comisión de Seguimiento que realizará una evaluación continua, trabajará propuestas de mejora.

La Comisión Técnica Municipal, formada por las Áreas de Obras y Servicios, Circulación y Transporte, y Seguridad Ciudadana, tendrá una reunión mensual de seguimiento, mientras que la Comisión de Usos Cívicos se reunirá una vez cada dos meses.

Pasada la experiencia piloto, y con las conclusiones que se obtengan tras los análisis de las propuestas que se planteen en estas comisiones, se establecerán las bases de la futura regulación para la peatonalización.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento