A Aznar le arrastró la ignorancia y la grandeza», aseguró el alcalde. Isaam Alngam instó a los líderes que motivaron la invasión a que estén «calladitos» y pidieran perdón a «Dios y a las miles de personas que han caído». Además, criticó a Zapatero por enviar tropas a Afganistán.