La ministra de Empleo, Fátima Báñez, y el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, han firmado este miércoles en Santiago un convenio de colaboración entre ambas administraciones para poner en marcha mecanismos de "lucha" contra el empleo no declarado y el fraude laboral, un elemento que constituye el "pecado original" que "amenaza el Estado del Bienestar".

Así lo ha asegurado Núñez Feijóo, en un discurso abierto a los medios de comunicación tras la firma del acuerdo, que "protocoliza" las competencias de Galicia y del Estado en el campo de la lucha contra el empleo no declarado, un elemento que hay "que extirpar" para "no poner en riesgo la sostenibilidad del sistema", ha sentenciado.

En la misma línea se ha expresado la ministra de Empleo, que ha apostado por la lucha contra el fraude laboral para "apuntalar" el empleo y conseguir que sea "de calidad y estable". De hecho, ha señalado, este tipo de fraude es "nocivo" en tres sentidos, "permite la competencia desleal" entre empresas, "merma los derechos de los trabajadores" y daña "el sistema de Bienestar".

Los últimos dos años de lucha contra el fraude laboral en España, ha indicado Báñez, han dado como resultado el afloramiento de más de 170.000 empleos no declarados y ha posibilitado unos ahorros de 7.000 millones de euros para invertir en aspectos del sistema social.

Asimismo, la ministra ha hecho hincapié en la lucha contra las empresas ficticias, que crean contratos no reales para beneficiarse de ayudas públicas. En estos dos años de trabajo, ha indicado, se han destapado cerca de 4.000 empresas de este tipo.

"Ese es el camino, luchar contra el fraude es proteger los derechos de los trabajadores", ha indicado Báñez, que ha elogiado la labor "decidida" de Galicia en este sentido.

ACUERDO

El acuerdo, ha apuntado Núñez Feijóo, distribuirá competencias en el ámbito de la lucha contra el trabajo no declarado y mejorará los mecanismos para detectar y corregir estas prácticas, así como los casos de fraude en el cobro de prestaciones.

Además, se ha creará un grupo permanente de lucha contra el trabajo no declarado, que desarrollará su labor de forma "continuada" en este ámbito y un grupo temporal que se incorporará en los momentos en los que sea necesario.

En coordinación con el Plan Gallego de Lucha contra el Fraude, el acuerdo desarrollará un plan de actividad inspectora y se coordinará con la Federación Galega de Municipios e Provincias (Fegamp) para detectar actividades económicas no declaradas en las áreas locales.

En el año 2013, el plan de la Xunta llevó a cabo más de 43.300 inspecciones, el 6,5 por ciento con resultado de infracción. En mateira de extranjería, las actas de infracción levantadas supusieron el 5 por ciento del total, y en lo que respeta a la Seguridad Social se llevaron a cabo unas 40.000 actuaciones, el 6,6 por ciento con infracciones.

Finalmente, en cuanto a la campaña de control del fraude en los ERE, en 2013 se visitaron en Galicia 473 empresas y se verificó la situación de más de 3.800 trabajadores. En este caso, se detectaron infracciones en el 2,9 por ciento de los casos.

Orgullosos de galicia

Fátima Báñez ha dedicado parte de su discurso a elogiar la "salida de la recesión" de España y el papel de Galicia en la misma, una comunidad de la que ha dicho sentirse "muy orgullosa".

"Galicia está ayudando a España a abandonar la crisis", ha destacado Báñez, que ha elogiado el "esfuerzo" de la Xunta para "apuntalar la recuperación" y ha recordado que la gallega es la tercera comunidad autónoma con menor déficit público y la segunda en la que menos se ha incrementado la deuda.

Tras "dos años difíciles", ha indicado la ministra, España está ahora "dejando atrás la etapa de la destrucción de empleo" y sus cifras corresponden a un momento "estructural" y no "coyuntural". "Y Galicia está aportando mucho", ha sentenciado.

Consulta aquí más noticias de A Coruña.