Muere un niño de seis años en un incendio en Sevilla y otros dos menores permanecen muy graves

  • El suceso ocurrió en la barriada de Los Montecillos en Dos Hermanas, Sevilla.
  • Dos menores, de uno y 14 años, están ingresados en hospitales de la capital.
  • Los servicios sanitarios atendieron a varias personas por inhalación de humo y crisis de ansiedad.
  • Los vecinos señalan que los bomberos tardaron 20 minutos en llegar, pero el Ayuntamiento de Dos Hermanas lo niega.
  • Y apuntan que el origen del fuego pudo ser un cortocircuito.
Barriada Los Montecillos en Dos Hermanas, Sevilla
Barriada Los Montecillos en Dos Hermanas, Sevilla
EFE / JOSE MANUEL VIDAL

Un niño de seis años ha fallecido este martes en un incendio ocurrido en la localidad sevillana de Dos Hermanas y otros dos menores, uno de doce meses y otro de catorce años, han resultado heridos graves, así como una mujer de 36 años.

El incendio se ha desarrollado en la tercera planta de un edificio de pisos de la Plaza Seixa, en la barriada de Los Montecillos de Dos Hermanas por causas que se investigan, según ha dicho un portavoz del Servicio de Emergencias andaluz.

Estas mismas fuentes han revelado que a las 01.55 h de este martes recibieron varias llamadas de particulares alertando de un incendio en una vivienda, por lo que se dio aviso a los servicios de bomberos y sanitarios y Policía Nacional y Local.

El bebé se encuentra muy grave y está internado en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) del Hospital Infantil del Virgen del Rocío de la capital sevillana, mientras que el menor de 14 años, también en estado grave, fue trasladado a la Unidad de Quemados del mismo hospital y fue sometido a una intervención de urgencia nada más ingresar.

La mujer, cuyo estado no se ha facilitado, fue trasladada al Hospital Valme, también de Sevilla. Además, los servicios sanitarios han tenido que atender además a varias personas por inhalación de humo y crisis de ansiedad.

Las fuentes policiales consultadas han indicado que la Policía Científica realizará una inspección ocular en la vivienda afectada para determinar el origen del fuego, aunque los Bomberos apuntan a que se encontraría en el dormitorio donde dormían el fallecido y el joven de 14 años, pues el bebé se encontraba en la habitación de la madre.

Nerviosismo

Los vecinos han explicado que se vivieron escenas de nerviosismo porque, aunque uno de los hijos pudo salir por sus medios, la madre insistía en que había menores dentro.

Según vecinos, el incendio se produjo por un cortocircuito y los bomberos tardaron en llegar un poco más de lo habitual, cuando el piso estaba ardiendo completamente, porque se habían equivocado de dirección.

Hay vecinos que han asegurado que los Bomberos "tardaron 20 minutos en llegar" y que "si hubieran llegado antes el niño no se muere". Y han insistido en que "venían como de paseo y sin las sirenas"; y que cuando llegaron estaban "muy tranquilos" e, incluso, "tardaron en desplegar la escalera".

Según una vecina, "el fuego estaba vivo y salía por la ventana", por lo que "unos ocho vecinos empezaron a llamar a los bomberos", asegurando que "había niños" en la vivienda. Y ha coincidido en afirmar que los bomberos "llegaron sin la sirena".

Sin embargo, el Ayuntamiento de Dos Hermanas ha fijado en cinco minutos el tiempo trascurrido entre que se recibe la llamada de alerta y la llegada de los Bomberos a la vivienda. Según el Consistorio, está "todo el tiempo contabilizado". Así, ha explicado que la llamada se produce a la 1.54 h y los bomberos, "antes de la 1.59 h estaban interviniendo en la vivienda".

Del mismo modo, ha recordado que "se trasladó toda la dotación de bomberos de Dos Hermanas con todos los medios existentes y actuaron lo más rápidamente posible. De hecho, el bebe de 12 meses fue rescatado por los bomberos, que procedieron a hacerle el masaje cardiorrespiratorio gracias al que está vivo", agrega.

Y ha señalado que, desde que se produce la llamada hasta que llegan los bomberos, las personas que están en el bloque reaccionan. Así, ha afimado que los vecinos trasladaron al primero de los menores, al detectar que "está quemado" y que, después, los bomberos sacaron al bebé del dormitorio en el que estaba con la madre, que "estaba inundado de humo".

Una vecina ha comentado que sobre las 2.00 h empezó a escuchar gritos de "fuego, fuego" por lo que cuando se asomó vio como "las llamas salían de una ventana" del edificio. Según esta mujer, la madre de los menores se encontraba "tirada en el césped" de la zona residencial diciendo que su hijo se encontraba en el interior de la vivienda incendiada.

Del mismo modo, ha relatado que el niño de 14 años fue el que intentó sacar a sus hermanos de seis años y un año de la vivienda, si bien ha añadido que "no le dio tiempo" de salvar la vida de uno de ellos. Asimismo, ha señalado que el incendio fue "terrorífico".

"Estaba muy mal"

En este sentido, el Consistorio ha mantenido que "la madre estaba muy mal, con parte de la cara quemada, y se encontraba lógicamente como cualquier madre que se ve involucrada en un incidente de estas características", incide, tras lamentar "profundamente lo ocurrido". Según ha advertido, "todos estamos volcados y a disposición de la familia para lo que haga falta en todos los aspectos".

Joaquina López, una vecina, ha explicado que la madre de los menores estuvo en la plaza a la que da el piso y no quiso ser trasladada en ambulancia a un centro sanitario hasta que le dijeron que todos sus hijos estaban a salvo en el hospital, y que se fue de la zona sin saber que uno de ellos, de seis años, había muerto.

Según esta vecina, la mujer sólo acertaba a decir "mi niño, mi niño" cuando las atenciones sanitarias y los bomberos llegaron al edificio, y ha precisado que no quería tomar un calmante a pesar del nerviosismo que tenía.

Los vecinos han recordado este martes que la mujer iba "a todos lados" con sus hijos y han recordado que el menor fallecido era "monísimo y muy simpático". "Siempre estaba con sus hijos, no los dejaba nunca", han concluido.

El concejal delegado de Movilidad y Prevención de Dos Hermanas, Antonio Morán, ha explicado que el incendio se ha originado en el tercer piso de la vivienda, concretamente en la habitación en la que se encontraban el niño fallecido y su hermano de 14 años. Este último se encuentra "estabilizado" en el hospital, con quemaduras que afectan al 60-70% de su cuerpo. El bebé también está "estabilizado tras el masaje cardiorrespiratorio que le hicieron los bomberos".

En el lugar del suceso aún son visibles huellas de sangre de pies descalzos. El piso siniestrado está completamente calcinado, con el techo negro y algún resto de persianas en una ventana, aunque los vecinos de las casas adyacentes permanecen en su interior.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento