Gran Hermano Italiano
Logo de "Gran Hermano" italiano.
La séptima edición de Gran Hermano en Italia trae como novedad un basurero en forma de autobús.

En la nueva entrega del reality de Endemol, los concursantes tendrán que dividirse entre una mansión de 1600 metros cuadrados con todos los lujos -piscina, jacuzzi, sauna... y un autobús lleno de basura, desorden sin acondicionamiento.

Las pruebas irán situando a cada concursante en el lugar que merece en función de cómo juegue. Así, los que sean enviados al bus llegarán allí literalmente lanzados por el aire y envueltos en una carcasa mullida para evitar lesiones.

Grande Fratello, que es el como se denomina en Italia al programa, mandará todas las semanas a los nominados a la "Casa del horror". Los que logren salvarse de la expulsión volverán al lujo.

La dirección del programa ya ha avanzado que las pruebas serán duras y harán que los concursantes generarán grandes dosis de adrenalina.