Zapatero: "La muerte de De Juana habría alimentado los peores instintos de los jóvenes radicales"
Zapatero, en el programa de Carlos Herrera de Onda Cero. (EFE / J.J.GUILLEN) (EFE / J.J.GUILLEN)

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, insistió hoy en que adoptó la decisión de atenuar la prisión del etarra Iñaki de Juana tras evaluar el riesgo para su vida y el interés general, y aseguró que su muerte habría alimentado "los peores instintos" de sectores jóvenes radicales.

No espero absolutamente nada a cambio de la decisión

Zapatero, entrevistado en Onda Cero, garantizó que no espera "absolutamente nada a cambio de la decisión" porque "en absoluto" forma parte del proceso de paz o de una negociación y consideró que, "sin duda alguna", la muerte de De Juana habría tenido repercusiones en la política antiterrorista.

Tras recordar que su obligación como presidente es garantizar la seguridad, recalcó que asumió la decisión por sentido de responsabilidad, como "la mejor para el interés general", y precisó que no habría dado el mismo paso si el preso estuviera cumpliendo una condena por asesinato o le quedaran 30 años de cárcel.

Zapatero garantizó que en la actualidad "no hay ningún contacto para el diálogo" con la organización terrorista, aunque el Gobierno, apuntó, siempre tiene que saber qué está pasando "en ese mundo".

En este contexto, señaló que no tiene ningún elemento que le permita barruntar que ETA prepara un comunicado.

Según apuntó, los comunicados hay que "leerlos, pero creerlos no", porque lo importante son los hechos y ETA debe saber que "sólo tiene un destino: el fin de la violencia", y que la democracia "no va a aceptar pagar un precio político" por ello.

Si Batasuna no cumple la ley de partidos, no estará 

Sobre la posibilidad de que Batasuna se presente a las próximas elecciones, aseguró que si alguna formación quiere concurrir a los comicios y no cumple "estrictamente" la ley de partidos no se admitirán sus listas.

"Ojalá que esos 120.000 o 150.000 ciudadanos que habitualmente votan determinada opción en Euskadi tuvieran una representación que rechazara la violencia, que sólo usara los métodos democráticos para defender sus ideas; tendríamos sin duda alguna un escenario que contribuiría positivamente al fin de la violencia", manifestó.

Tendremos que ver el fin de la violencia

A su juicio, los líderes de la izquierda abertzale "no tienen otra alternativa" y lo saben, "otra cosa es que tengan la valentía, el coraje y la decisión de hacerlo; el Gobierno tiene que cumplir y hacer cumplir la ley y tiene también abierta la posibilidad de que eso se pueda producir".

En ese contexto, se mostró "plenamente convencido" de que, alguna vez, después de treinta años de terrorismo, "tendremos que ver el fin" de la violencia.

Decisión "excepcional y singular" sobre De Juana

Buena parte de la entrevista se centró en la decisión tomada con De Juana, que asumió personalmente, e insistió en que se trata de un caso "excepcional y singular": "no hay otro caso y estoy seguro de que no lo volverá a haber".

Quiso precisar también que De Juana no está muerto, pero tampoco libre, sino sometido a un régimen penitenciario vigilado en un hospital.

Preguntado sobre si volverá a la cárcel cuando se recupere, se limitó a decir que se hará lo que diga la junta de tratamiento, "puede ir a su casa o ir a otro tipo de modelo de forma de cumplimiento de condena".

Zapatero volvió a pedir "responsabilidad" al PP al recordar que el anterior Gobierno otorgó a De Juana un beneficio penitenciario "potestativo" y "discrecional" y le redujo un año la condena por escribir un libro que "enaltece el terrorismo", mientras que, con este Gobierno, el etarra ha sido condenado a tres años por dos artículos en los que hace lo mismo.

"Mi Gobierno no se somete al chantaje de nadie, y menos de un terrorista; resuelve una situación de una manera responsable, poniendo sobre la mesa todos los elementos", concluyó el presidente del Gobierno.