En respuesta a la denuncia presentada el martes por el PP, el presidente regional aseguró que no se pagó con dinero público la exposición y el trabajo fotográfico, sino el catálogo de dicha exposición. Asimismo, Rodríguez Ibarra recordaba en su escrito que una galería privada colgó parte de estos contenidos en la iglesia de la Preciosa Sangre de Cáceres,  en 2003, con motivo de Forosur. Las quejas de un obispo propiciaron entonces la retirada del recinto.