Drew Barrymore está de enhorabuena. Su marido, Will Kopelman, ha sido el encargado de anunciar a través de la revista People el nacimiento de la segunda hija de la pareja, Frankie.

"Olive tiene una nueva hermana, y estamos todos sanos y contentos", confesó a esta revista.

El embarazo de la actriz estadounidense se dio a conocer en noviembre, después de que ella misma anunciase que tenía el deseo de que sus hijos no se llevasen mucha diferencia de edad: "Yo fui hija única y era muy solitario. A alguna gente le gusta y aprecia la independencia, pero quiero que mis niños tengan otros niños a su alrededor", comentó la protagonista de 50 primeras citas.

Ahora su hija Olive de 19 semanas tiene una nueva compañera de juegos.

La actriz defendió su aumento de kilos durante su embarazo como algo normal: "Se supone que no estás perfecta cuando vas a tener un bebé, tener el bebé es la perfección", dijo.

Barrymore y Kopelman, de 39 y 36 años respectivamente, se dieron el sí quiero en 2012, siendo este el tercer matrimonio para la actriz.