Alumnos de la Universidad de Granada debaten sobre la idoneidad de la cerveza para recuperarse tras el deporte

El Centro de Información Cerveza y Salud y la institución académica organizan una mesa redonda sobre los beneficios de la bebida y una carrera para poner en práctica sus conclusiones
Carrera de Beer Runners
Carrera de Beer Runners
EUROPA PRESS/UGR

Cerveza e hidratación, vida activa y saludable, teoría y práctica, son las bases de la actividad que ha organizado hoy en Granada el Centro de Información Cerveza y Salud y la Universidad de Granada. Una mesa redonda sobre la importancia de hacer ejercicio físico, así como los beneficios que el consumo moderado de cerveza podría tener en la recuperación del deportista tras la práctica de deporte, ha sido la encargada de inaugurar una jornada en la que han participado más de 50 alumnos de la Universidad.

De esta manera, la cerveza y el deporte en todas sus versiones han sido los protagonistas de la actividad. Desde la óptica científica, el Catedrático de Fisiología de la Universidad de Granada, Manuel Castillo Garzón, ha ofrecido una conferencia basada en las conclusiones de una investigación realizada por la Universidad de Granada y el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) sobre la idoneidad de la cerveza en la recuperación del metabolismo hormonal e inmunológico de los deportistas tras el ejercicio físico.

Así, bajo el título 'La importancia de hacer ejercicio y pasarlo bien, ¿tiene cabida la cerveza?', Castillo ha explicado que "el consumo moderado de cerveza puede contribuir a mantener niveles más altos de glucosa plasmática y atenuar las respuestas hormonales de estrés. Las maltodextrinas, carbohidratos de gran interés para la nutrición deportiva y presentes en la cerveza, corrigen la posibilidad de hipoglucemia, ya que se metabolizan lentamente liberando unidades de glucosa que pasan progresivamente a la sangre y dan lugar a concentraciones de azúcar en plasma menos elevadas y más extendidas".

En esta línea, ha afirmado que "el consumo moderado de esta bebida", tanto en su variedad tradicional como sin alcohol, tras realizar ejercicio físico en condiciones de elevada temperatura ambiental y abundante transpiración, "puede permitir recuperar las pérdidas hídricas en medidas similares al agua".

El Catedrático de Fisiología de la Universidad de Granada ha añadido que "su alto contenido en agua, el equilibrio de sus componentes, hidratos de carbono, bajo contenido en sodio y ausencia de grasas; su bajo aporte calórico; una caña 200 mililitros contiene 90 Kilocalorías y si se trata de cerveza sin 45 Kilocalorías, y su baja graduación alcohólica, hacen de la cerveza una bebida interesante para el mantenimiento de los márgenes cardiosaludables del deportista".

Como conclusión, el investigador ha destacado la importancia de la moderación porque "no hay que olvidar que los efectos beneficiosos se observan únicamente cuando el consumo es moderado y responsable por parte de adultos sanos y dentro de una alimentación saludable y equilibrada como es la Dieta Mediterránea". Dicha moderación está establecida entre 2 y 3 cañas diarias para los hombres y entre 1 y 2 para las mujeres.

Correcta hidratación

Todos los participantes de la mesa redonda han coincidido en la importancia de la hidratación para el público general y especialmente para las personas que practican deporte. Así, Castillo ha asegurado que las necesidades de agua, el elemento más destacado del organismo humano, que representa el 60 por ciento del peso corporal, pueden ser variables en cada persona y en función de las diferentes condiciones, como el ejercicio físico o la exposición prolongada al calor, momentos en los que se hace necesario un aporte adicional de líquidos a nuestro organismo.

"Esta ingesta debe ser fundamentalmente de agua, aunque existen otras bebidas como zumos, té o cerveza; siempre que se consuma con moderación por adultos sanos, que pueden contribuir al alcanzar los niveles necesarios de hidratación", ha afirmado.

Ejercicio y cerveza

Los más de 50 asistentes han participado en la carrera 'Beer Runners', un movimiento que llega por primera vez a Granada y cuya filosofía se basa en salir a correr en grupo, al aire libre para terminar el recorrido disfrutando de una cerveza y una tapa en compañía.

'Beer Runners' es un movimiento que surgió en Filadelfia en el año 2007 cuando un grupo de corredores de la ciudad, los Fishtown BeerRunners, descubrió la investigación del profesor Castillo sobre cerveza y deporte y decidieron juntarse cada semana para correr en grupo y terminar en un bar de la zona brindando con una cerveza a la salud del profesor.

En esta ocasión tan especial, han querido sumarse a la iniciativa del profesor en su ciudad de origen, para dar a conocer su experiencia durante estos siete años en los que han puesto en práctica cada semana las conclusiones derivadas de su estudio.

En nuestro país, Cerveceros de España, entidad que representa al conjunto del sector cervecero español, decidió poner en marcha este proyecto en 2012 animando a la gente a llevar un estilo de vida activo y saludable de la misma forma que se disfruta una cerveza, en compañía.

Así, la iniciativa recorrió las ciudades de A Coruña, Barcelona, Madrid, Zaragoza, León, Sevilla, Valencia, Las Palmas de Gran Canaria, Málaga, Santa Cruz de Tenerife y Murcia. Y este año llega a Granada con la colaboración de la Universidad de Granada y el Centro de Información de Cerveza y Salud. Asimismo, en los próximos meses, Beer Runners llegará a Alicante, Madrid y Barcelona nuevamente, entre otras ciudades.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento