Govern, sindicatos y empresarios forman la Comisión Consultiva de Convenios Colectivos para resolver posibles conflictos

El conseller de Economía y Competitividad considera que "tendría que ser el último foro para resolver discrepancias"
Comisión Consultiva de Convenios Colectivos de las Islas Baleares
Comisión Consultiva de Convenios Colectivos de las Islas Baleares
CAIB

El conseller de Economía y Competitividad, Joaquín García, ha presidido la constitución de la Comisión Consultiva de Convenios Colectivos de las Islas Baleares, órgano encargado de resolver discrepancias en los casos de inaplicación de un convenio, y de composición tripartita: Administración, sindicatos y patronal.

La Comisión fue creada por acuerdo de Consell de Govern a finales del año pasado, como órgano de carácter colegiado adscrito a la Conselleria de Economía y Competitividad, con funciones decisorias y consultivas en los procedimientos de extensión de los convenios colectivos y en otras materias como la determinación del ámbito funcional de los mismos.

El conseller García ha manifestado que esta Comisión "tendría que ser el último foro para resolver discrepancias en caso de inaplicabilidad de los convenios" y ha añadido que "hay foros y mesas de negociación previas, que es donde tendrían que resolverse y esperamos que siempre se resuelvan antes de llegar a esta Comisión".

La Ley de medidas urgentes para la reforma del mercado de trabajo estableció varias medidas para favorecer la flexibilidad interna en las empresas como alternativa a la destrucción de la ocupación. Entre este conjunto de medidas, el objetivo de las cuales es fortalecer los mecanismos de adaptación de las condiciones de trabajo a las circunstancias concretas de la empresa, figura la posibilidad de inaplicar en las empresas el convenio colectivo en vigor respecto de determinadas materias y siempre que concurran causas económicas, técnicas, organizativas o de producción.

Para el presidente de la Comisión, el profesor de Derecho del Trabajo y Seguridad Social de la UIB, Erik Monreal, "tiene una función institucional de primer orden, conseguir ofrecer una solución pactada. Cuando fallan todos los remedios que el ordenamiento pone a disposición de las partes interesadas, somos el último eslabón".

Para inaplicar un convenio colectivo, se tiene que abrir primero un periodo de consultas entre la representación de la empresa y la de los trabajadores. Ante la falta de acuerdo entre la empresa y los representantes de los trabajadores, cualquiera de las partes puede someter las discrepancias a la Comisión Consultiva Nacional de Convenios Colectivos, si la inaplicación de las condiciones de trabajo afecta centros de trabajo de la empresa situados en el territorio de más de una comunidad autónoma, o a los órganos correspondientes de las comunidades autónomas en los otros casos.

Según el decreto de creación de la Comisión Consultiva de Convenios Colectivos de las Islas Baleares está presidida por un profesional de reconocido prestigio en el campo de las relaciones laborales. La componen cuatro vocales de la Administración de la Comunitat Autónoma, que en este caso son Onofre Ferrer, director general de Trabajo y salud Laboral; Joana A. Perelló, directora general de Economía y Estadística; Lourdes Cardona, directora general de Comercio y Empresa; y Jaume Ochogavía, director general de Industria y Energía.

La integran además cuatro vocales en representación de los sindicatos y otros cuatro en representación de las asociaciones empresariales, a propuesta de las propias organizaciones. Los designados por UGT son Manuel Pelarda y Rafael Miquel Oliver; y por CCOO, Carmen Díaz de Jara y Silvia Montejano.

Por parte de CAEB, Isabel Guitart, Carlos Sedano y Miguel Soler. Finalmente, por parte de PIMEB, María García.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento