Quinta Torre Arias
Una mujer pasea frente a la puerta de entrada de la Quinta Torre Arias, en la calle Alcalá (distrito madrileño de San Blas). JORGE PARÍS

Los jardines de la Quinta de Torre Arias, en el distrito de San Blas-Canillejas, abrirán este verano, con una primera inversión de 100.000 euros y recurriendo a una contrata, no a los jardineros municipales, como ha anticipado este martes la directora general de Gestión Ambiental Urbana, Marta Alonso Anchuelo, en la comisión ordinaria de Medio Ambiente y Movilidad.

Anchuelo ha opinado que es "complicado" que sean los jardineros municipales los que lleven a cabo las labores de desbroce y talas ya que el contrato integral de parques y jardines recoge unas labores "muy definidas".

Llevar a cabo estos trabajos en la quinta de Torre Arias "supondría dejar de hacer otro", a lo que ha añadido que "no parece apropiado modificar el pliego para una modificación puntual".

Ante esto, la portavoz de IU del área, Raquel López, ha defendido que el Ayuntamiento "ya paga a los jardineros municipales", que son personal "cualificado y formado". La Quinta de la condesa de Torre Arias pasa, al morir la aristócrata, al Ayuntamiento de Madrid. Con este legado desaparece la última quinta particular que quedaba en Madrid.

Consulta aquí más noticias de Madrid.