La comunidad gallega acogerá este año un total de 12 ferias del libro en diferentes puntos de las cuatro provincias y llegará a cuatro eventos internacionales con el objetivo de dinamizar y promocionar el sector editorial, situando a la literatura gallega en el mapa.

El calendario se iniciará el 24 de abril en Santiago y continuará en Pontevedra (6 a 11 de mayo), Lugo (13 a 18 de mayo), Vigo (23 de mayo a 1 de junio), Ourense (3 a 8 de junio), Ferrol (11 a 15 de junio), Ribadeo (17 a 20 de julio), Rianxo (24 a 27 de julio), A Coruña ( 1 a 10 de agosto), Viveiro (14 a 17 de agosto), Foz (27 a 30 de agosto), o Monforte, del 27 al 30 de agosto.

Por otro lado, el libro gallego estará presente este año en las ferias internacionales de Boloña, Frankfurt, Buenos Aires y Guadalaxara, en México, buscando la competitividad de la literatura en el mercado internacional y fomentando la innovación en la edición, distribución y promoción del producto.

En rueda de prensa, el secretario xeral de Cultura, Anxo Lorenzo, ha incidido en que las ferias del libro representan "un espacio privilegiado" para la "dinamización de la lectura" en distintos puntos de Galicia, mientras que la presencia en eventos internacionales permite situar a la creatividad gallega en alguna de las citas del libro "más importantes" en todo el mundo.

El conselleiro de Cultura, Educación e Ordenación Universitaria, Jesús Vázquez, ha destacado la inversión de cerca de 275.000 euros para apoyar estas acciones, un 11,1 por ciento más que el año pasado cuando se celebraron más de 360 actividades en las ferias del libro y acogieron 310.000 visitantes.

Con la incorporación de Ribadeo, este año serán 12 ferias del libro que parten con el objetivo de "fortalecer las actividades complementarias" a su alrededor, con presentaciones de obras, música, danza, teatro, o ciencia, entre otros sectores, siempre con el fin de "potenciar la lectura" y prestar "especial atención a los más pequeños de la casa".

Este año las bibliotecas nodales de Galicia estarán implicadas en las actividades para "enriquecer las ferias", y se buscará la colaboración de las agrupaciones vecinales para apoyar a los "artistas de base" y a las "compañías gallegas".

Modernizar las ferias

También presente en el acto, la presidente de la Federación de Librerías de Galicia, Pilar Rodríguez, ha explicado que el año pasado se inició un nuevo camino para "dar un aire nuevo a las ferias del libro", con la incorporación de las bibliotecas nodales, manteniendo una relación especial con editores y autores, renovando las casetas e impulsando nuevas actividades.

El reto de la edición actual será incorporar la tecnología a la hora de hacer actividades "más atractivas" y añadir "necesidades" de la gente joven a las actividades, para "dinamizar estos espacios" de las ferias, además de promover la "especialización" para evitar que exista una repetición muy grande entre los diferentes puestos.

Proyección exterior

El presidente de la Federación Galega de Editores, Manuel Bragado, ha señalado por su parte que las ayudas a la traducción de obras gallegas en otras lenguas de la Xunta y la participación en ferias internacionales deben enmarcarse "en una estrategia de país" que comparte el Ejecutivo gallego, el sector privado y las asociaciones de autores.

De este modo, se busca "visibilizar la edición gallega en el entorno de la edición global", con toda la "complejidad" que ello implica. Así, ha destacado que además de las cuatro ferias mencionadas, el sector de la edición estará presente en otras citas en Madrid, EEUU o de países asiáticos.

Sobre este punto, Vázquez ha incidido en las citas internacionales como una vía de impulsar la "competitividad" del sector en el exterior, y así "reforzar la proyección de Galicia"

Consulta aquí más noticias de A Coruña.