Música, caldereta y buen tiempo
Los peñistas cocinaron durante toda la mañana el rancho tradicional de la Cincomarzada. (Fabián Simón)
El aire en el Parque de Oriente olía ayer a migas, a chorizo, a vino y a la tradicional caldereta que cocinan las peñas cada 5 de marzo.  Jóvenes y mayores disfrutaron del día al ritmo de los grupos aragoneses Los Duendes, Biella Nuei, Ángel Petisme, Quién Son y Arumá.

La alteración del emplazamiento habitual, debido a las obras que se están realizando en el Parque del Tío Jorge, «no afectó ni a la afluencia de público ni al éxito de la celebración ni a la alegría», según indicó el alcalde, Juan Alberto Belloch, quien añadió que se desconoce todavía dónde se celebrará la fiesta en 2007.

Desde primeras horas de la mañana, el césped se llenó de gente, y las bebidas se sirvieron a voluntad en las numerosas barras que se instalaron a lo largo del parque. No faltó tampoco un Fluvi gigante, que contemplaba la fiesta desde su rincón.

Asociaciones, barrios, peñas y plataformas de diversa índole desplegaron sus expositores e invitaron a los visitantes a conocer sus propuestas. Y todo en un ambiente festivo donde no faltó ningún ingrediente, ni siquiera el buen tiempo. Aunque sopló el cierzo, no alcanzó las elevadas velocidades del año pasado, que acabó con la muerte de una mujer al desprenderse una rama.

El presidente de la Federación de Asociaciones de Barrios de Zaragoza (FABZ), Miguel Ángel Mallén, afirmó que tras la Expo 2008 se podrían aprovechar algunos espacios para ubicar la sede de la Cincomarzada.