(Resumen) Blázquez, nuevo presidente de los obispos españoles, y Osoro, vicepresidente

La CIII Asamblea Plenaria de la Conferencia Episcopal Española (CEE) ha elegido al arzobispo de Valladolid, monseñor Ricardo Blázquez Pérez, nuevo presidente de los obispos españoles, en sustitución del arzobispo de Madrid, Antonio María Rouco Varela, y al arzobispo de Valencia, Carlos Osoro, nuevo vicepresidente, cargo que hasta ahora ocupaba el propio Blázquez.
Ricardo Blázquez, nuevo presidente de la CEE
Ricardo Blázquez, nuevo presidente de la CEE
CEE

La CIII Asamblea Plenaria de la Conferencia Episcopal Española (CEE) ha elegido al arzobispo de Valladolid, monseñor Ricardo Blázquez Pérez, nuevo presidente de los obispos españoles, en sustitución del arzobispo de Madrid, Antonio María Rouco Varela, y al arzobispo de Valencia, Carlos Osoro, nuevo vicepresidente, cargo que hasta ahora ocupaba el propio Blázquez.

El arzobispo de Valladolid ha sido elegido en primera votación con 60 de 79 votos, mientras que Osoro ha recibido, en una posterior votación para la vicepresidencia un total de 40 votos. El nuevo presdiente de la CEE retomará el puesto que ya ocupó durante un trienio, entre 2005 y 2008.

También han sido nombrados miembros del Comité Ejecutivo de la CEE, el arzobispo de Sevilla, Juan José Asenjo Pelegrina, el arzobispo castrense,

Juan del Río Martín, el arzobispo de Pamplona y obispo de Tudela, Francisco Javier Pérez González, y el arzobispo de Santiago de Compostela, Julián Barrio Barrio.

Este Comité, que se encarga de ayudar al presidente de la CEE así como de deliberar sobre asuntos concretos o de publicar puntualizaciones o notas orientadoras sobre problemas de actualidad urgentes, también está formado por el propio presidente de la CEE, Ricardo Blázquez, por el vicepresidente, Carlos Osoro, y el secretario general José María Gil Tamayo.

Ricardo Blázquez Pérez nació en Villanueva del Campillo, provincia y diócesis de Ávila, el 13 de abril de 1942. Realizó sus estudios en los seminarios Menor y Mayor de Ávila (1955-1967) y fue ordenado presbítero en febrero de 1967. Obtuvo el doctorado en Teología por la Universidad Pontificia Gregoriana de Roma (1967-1972) y también estudió en universidades alemanas.

Sus 21 años de ministerio sacerdotal se centraron en la actividad docente. Fue secretario del Instituto Teológico Abulense (1972-76), profesor (1974-1988) y decano (1978-81) de la Facultad de Teología de la Universidad Pontificia de Salamanca, así como vicerrector de la misma.

En abril de 1988 fue elegido obispo de la iglesia titular de Germa di Galazia y nombrado obispo auxiliar de Santiago de Compostela, recibiendo la ordenación episcopal en esa catedral el 29 de mayo siguiente de manos de Antonio María Rouco Varela. En mayo de 1992 fue designado obispo de Palencia y en septiembre de 1995 obispo de Bilbao. Benedicto XVI le nombró arzobispo de Valladolid en 2010.

Durante su etapa en la diócesis vasca, al que el nacionalista Xavier Arzalluz, recibió con un "ese tal Blázquez", aprendió euskera y suscribió una pasatoral, junto con el resto de prelados vascos, sobre la ley de partidos, a través de la cual se ilegalizó a Batasuna, y que molestó al entonces presidente del Gobierno, José María Aznar.

En la Conferencia Episcopal Española, además de los cargos de presidente y vicepresidente, ha sido miembro de la Comisión para la Doctrina de la Fe (1988-1993) y de la Comisión Litúrgica (1990-1993) y presidente de la Comisión Episcopal para la Doctrina de la Fe (1993-2003) y de la Comisión Episcopal de Relaciones Interconfesionales (2002-2005), así como Gran Canciller de la Universidad Pontificia de Salamanca (2000-2004).

En su primera intervención tras ser elegido presidente de la CEE en 2005, trasladó al Gobierno, entonces presidido por el socialista José Luís Rodriguez Zapatero, su voluntad de cooperación en los distintos asuntos de la agenda política que afectaban a la Iglesia Católica, al tiempo que manifestó su compromiso para que desapareciera la violencia en el País Vasco.

Más adelante, durante la XC Asamblea Plenaria de la CEE de 2007, Blázquez también se refirió al papel de la Iglesia al recordar la beatificación de 489 mártires españoles por la persecución religiosa en el siglo XX. "Ante actuaciones concretas, sin erigirnos orgullosamente en jueces de los demás, debemos pedir perdón y reorientarnos", dijo, al tiempo que recalcó que la relectura de la historia no debe servir para enfrentarse sino para proseguir por la senda adecuada.

"sintonizar con francisco"

Ricárdo Blázquez es un obispo en "sintonía" con el Papa Francisco pues, según afirmó él mismo hace poco más de una semana tras su encuentro con el Pontífice en el marco de la Visita Ad Limina, "el Santo Padre es el centro y el fundamento visible de la fe, el amor y la misión de la Iglesia universal" y los obispos deben consiguientemente, "sintonizar con él, escuchar su palabra, leer sus escritos magisteriales".

Entre los asuntos que abordaron con Francisco, Blázquez destacó lo que les dijo en relación a los jóvenes. "El papa lleva muy metido en el corazón el problema del paro juvenil en España, que supera el 50% de los jóvenes en edad de trabajar", explicó. Según precisó entonces, el Papa les indicó que es "una humillación para estos jóvenes no poder dignificar su existencia llevando a casa el pan de cada día, y no como beneficencia sino como fruto de su esfuerzo intelectual y físico".

También se hizo eco de las palabras del Pontífice sobre la presencia de la Iglesia en medio de la sociedad, cuando les exhortó a salir a buscar el resto del rebaño aunque suponga "correr riesgos", y sobre su insistencia en "la necesidad de estar muy cerca de las personas y de las periferias" reclamando "justicia para los desfavorecidos" y ofreciéndoles ternura.

VICEPRESIDENTE

Por su parte, Osoro, que ha sido elegido por 46 votos, nació en Castañeda (Cantabria) el 16 de mayo de 1945. Cursó, entre otros, estudios de magisterio, pedagogía y matemáticas, y ejerció la docencia hasta su ingreso en el Seminario para vocaciones tardías Colegio Mayor El Salvador de Salamanca. Después, realizó estudios en Filosofía y en Teología en la Universidad Pontificia.

Fue ordenado sacerdote el 29 de julio de 1973 en Santander, diócesis en la que desarrolló su ministerio sacerdotal. Durante los dos primeros años de sacerdocio trabajó en la pastoral parroquial y la docencia y en 1975 fue nombrado secretario general de Pastoral, delegado de Apostolado Seglar, delegado Episcopal de Seminarios y Pastoral Vocacional y vicario general de Pastoral.

Un año más tarde, en 1976, se unificaron la Vicaría General de Pastoral y la Administrativo-jurídica y fue nombrado vicario general, cargo en el que permaneció hasta 1993, cuando fue nombrado Canónigo de la Santa Iglesia Catedral Basílica de Santander, y un año más tarde presidente.

Además, en 1977 fue nombrado Rector del Seminario de Monte Corbán (Santander), misión que ejerció hasta que fue nombrado obispo. Durante su último año en la diócesis, en 1996, fue también director del centro Asociado del Instituto Internacional de Teología a Distancia y director del Instituto Superior de Ciencias Religiosas San Agustín, dependiente del Instituto Internacional y de la Universidad Pontificia de Comillas.

El 22 de febrero de 1997 fue nombrado obispo de Orense y, cinco años más tarde, el 7 de enero de 2002, fue designado arzobispo metropolitano de Oviedo, de cuya diócesis tomó posesión el 23 de febrero del mismo año. Además, del 23 de septiembre de 2006 hasta el 9 de septiembre de 2007 fue el administrador apostólico de Santander. El Papa Benedicto XVI le nombró arzobispo metropolitano de Valencia el 8 de enero de 2009.

También ha representado a la Comisión Internacional de Justicia y Paz en Lima (Perú) en el Primer Encuentro de trabajo para fijar las bases de plan docente en materia de Doctrina Social de la Iglesia en su aplicación en las Universidades que la Iglesia latinoamericana posee en el continente. Y desde noviembre de 2008 es patrono vitalicio de la Fundación Universitaria Española y director de su seminario de Teología.

En la Conferencia Episcopal Española es presidente de la Comisión Episcopal de Apostolado Seglar desde 2011. También fue presidente de la Comisión Episcopal del Clero de 1999 a 2002 y de 2003 a 2005 y ha sido miembro del Comité Ejecutivo de la CEE entre 2005 y 2011

Mostrar comentarios

Códigos Descuento