Seguridad y 'paparazzi' en torno a la boda de Liz Hurley

El pueblo de Winchcombe, al suroeste de Inglaterra, vivió el sábado un inusual movimiento de gente, con presencia de fotógrafos y policías en las calles, ante la esperada boda de la modelo Liz Hurley y el empresario indio Arun Nayar.
Donatella Versace y Elizabeth Hurley, ayer en Londres (Kevin Coombs / Reuters)
Donatella Versace y Elizabeth Hurley, ayer en Londres (Kevin Coombs / Reuters)
Kevin Coombs / Reuters

El oficio religioso se celebró el sábado en la capilla del castillo Sudeley, una fortaleza del siglo XV en la zona de los Cotswolds (suroeste inglés) y de la que es propietario Henry Dent-Brocklehurst, muy amigo de la modelo y actriz británica.

Las tiendas de Winchcombe, el pueblo cercano al castillo, desplegaron globos y carteles, en los que los residentes expresaron sus buenos deseos a la pareja. Según la prensa, a la boda asistieron unos 400 invitados, entre ellos personalidades del mundo del espectáculo, como el cantante Elton John y la diseñadora Donatella Versace.

Al parecer, el actor Hugh Grant, ex novio de Liz Hurley, no tenía prevista su asistencia, si bien ambos mantienen una estrecha amistad desde que se separaron en el 2000 tras una relación de 13 años.

El "Daily Mail" dijo el sábado que la boda civil de Hurley y Nayar tuvo lugar el viernes en el castillo, con la asistencia de sólo dos testigos.

Tras el oficio religioso del sábado en la capilla, la pareja y los invitados celebraron la boda en unas tiendas montadas en los jardines de la imponente fortaleza. Los periódicos informan de que Hurley contó con cuatro peluqueros, tres maquilladoras y una persona que le ayudó a vestirse.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento