La Policía Nacional ha detenido a siete jóvenes barceloneses, de entre 19 y 22 años, acusados de ser miembros de una banda neonazi que propagaba su ideario ultraderechista a través de Internet.

Están acusados de amenazas graves, asociación ilícita, delitos contra los derechos fundamentales, tenencia ilícita de armas y depósito de municiones.

La policía se ha incautado en los domicilios de los detenidos, entre los que se encuentra el líder del grupo, un gran número de armas de fuego de diversas características, así como gran cantidad de munición, además de armas blancas y otros objetos de defensa personal.

La banda difundía en Internet mensajes amenazantes contra la población inmigrante

Además, se han incautado banderas, brazaletes, muñequeras, discos compactos, fotografías, medallas, ropa y otros efectos con diversa tipología neonazi.

Según ha informado la Cadena Ser en un comunicado, los detenidos son miembros de una organización que se denomina 'Frente Joven Obrero', de tendencia xenófoba y de ultraderecha.

La banda difundía su ideario discriminatorio y racista en Internet, con mensajes amenazantes, incluso de muerte, dirigidos a la población inmigrante.

La operación continúa abierta y no se descartan más detenciones en los próximos días.