Trineo a caballo
Disfrutando de un paseo en un trineo tirado por un caballo. VALLE DE ARÁN

Dar un paseo en un trineo tirado por perros o caballos es una experiencia única. Para disfrutarla no hay que irse muy lejos. El Valle de Arán ofrece en la temporada de invierno excursiones en este tipo de trineo para descubrir los bosques las montañas y los paisajes de la zona disfrutando de la nieve en plena naturaleza.
   
El Valle de Arán cuenta con dos empresas dedicadas a las actividades de nieve que van más allá del esquí. La Escuela de Equitación Val d'Aran es pionera en ofrecer el paseo en trineo a caballos. Por otro lado, la empresa Montgarri Outdoor ofrece a sus clientes actividades que abarcan desde la experiencia de practicar el mushing –trineo con perros– y aprender a conducir un trineo, hasta visitar el pueblo abandonado de Montgarri.

A la práctica del trineo con perros se le llama 'mushing'Esta escuela realiza paseos en trineo a caballo por medio del bosque nevado. Desde la perspectiva del cliente, la vivencia del paseo a trineo a caballo es muy diferente del paseo en trineo con perros puesto que la posición del trineo es más alta y existe una comunicación más directa con el conductor. Además, forma parte de la experiencia de la actividad parar en mitad del bosque para tomar una botella de cava con unas galletas mientras se disfruta del paisaje y de la naturaleza del territorio aranés.

La puesta en marcha de esta actividad empezó el pasado año 2010 en temporada de invierno y desde entonces, la escuela es pionera en este sector al ser la única de toda España que ofrece la posibilidad de dar un paseo en trineo a caballo. Esta actividad se puede realizar durante los meses de diciembre a marzo/abril y ofrece una amplia variedad de horarios y precios. Actualmente, disponen de dos trineos, el primero lleva dos caballos enganchados y el segundo uno, y su capacidad es de 6 y 4 personas respectivamente.

Los trineos, traídos de Polonia, son un carruaje de transporte que se desliza por la nieve y la manejabilidad es diferente que en el caso de los trineos de perros. Por otra parte, los caballos son conocidos como caballos de tiro, son autóctonos del país, rústicos y de trabajo de campo que han sido domados y aguantan temperaturas muy bajas.

Las excursiones son de una media hora y además de aprender a conducir un trineo también se puede dar un paseo bajo la luz de la luna, ir a visitar el pueblo abandonado de Montgarri o disfrutar de una velada en el Refugio Amics de Montgarri.

En un futuro próximo se pretende lanzar el skijöring, un nuevo deporte en el que se puede esquiar con los caballos. Es muy parecido al esquí acuático pero en este caso se pone en práctica en la nieve. Se trata de dirigir al caballo desde los esquís con unas riendas largas y un arnés especial.