Un paralítico cumplirá su sueño: volar en avión

José Carlos Carballo lleva ocho años en silla de ruedas.
Charlie, tal y como le conocen sus familiares y amigos, es un vallisoletano que padece el síndrome de cautiverio y está completamente inmovilizado, salvo por los párpados y un dedo, que le permiten comunicarse. Este viernes, por unos minutos, se liberará de la silla de ruedas para sobrevolar Valladolid en un avión de la Fuerza Aérea. Charlie verá cumplido así uno de sus sueños juveniles: ser piloto militar. Una experiencia que no pudo vivir, –antes incluso de que sufriera los dos infartos cerebrales que le dejaron inmóvil– cuando quiso cumplir el servicio militar en la base de Villanubla, pero fue excluido por ser diabético.El viernes, tras el vuelo, participará además en el estreno de un documental titulado Verbos, en el que relata cómo acepta su situación con ayuda de su mujer.
Mostrar comentarios

Códigos Descuento