La jueza cita este miércoles al hijo de Ortega Cano para analizar un posible acuerdo con la víctima

  • La jueza que instruye el caso de agresión y robo en el que está inmiscuido el hijo de Ortega Cano ha citado a las partes para analizar un posible acuerdo.
  • De esta manera se evitaría la celebración del juicio.
  • La Fiscalía ha solicitado 5 años de cárcel para José Fernando Ortega Cano mientras que la acusación ha solicitado 8 años.
  • El hijo del extorero y otros cinco jóvenes están acusados de agresión y posterior robo a un joven en noviembre de 2013 a la salida de un club de alterne.
El hijo de Ortega Cano, José Fernando
El hijo de Ortega Cano, José Fernando
ARCHIVO

El juzgado de lo Penal número 5 de Sevilla ha citado este miércoles al hijo del extorero José Ortega Cano y a los otros cinco acusados por la agresión y posterior robo en noviembre de 2013 a un joven junto a un club de alterne de Castilleja de la Cuesta llamado 'El Rey 2000', a fin de resolver las cuestiones previas y analizar una "posible conformidad" que haría innecesaria la celebración del juicio.

En un auto la jueza de lo Penal cita a los acusados y a las partes personadas en el procedimiento este miércoles para celebrar una comparecencia donde se verá la posibilidad de que las partes lleguen a un acuerdo de conformidad que no haga necesaria la celebración del juicio, fijado por la jueza para el 14 de marzo.

En dicha comparecencia la jueza también dará la posibilidad a las partes de proponer las cuestiones previas que consideren oportunas. De este modo, las defensas tendrán la oportunidad de solicitar la libertad provisional de los cuatro jóvenes que se encuentran encarcelados por estos hechos.

Acusación

Hay que recordar que la Fiscalía ha solicitado para José Fernando Ortega Cano, en prisión desde el mes de noviembre, cinco años de cárcel por delitos de robo con violencia, daños, y contra la seguridad vial, así como el pago de una multa de 360 euros por una falta de lesiones, todo ello con la agravante de abuso de superioridad y la atenuante de reparación del daño.

De su lado, la acusación particular que ejerce el abogado Manuel Manzaneque en nombre de la víctima ha pedido para José Fernando ocho años de cárcel.

La Fiscalía considera que los hechos tuvieron lugar sobre las 5.50 horas del 2 de noviembre de 2013 en el club de alterne 'El Rey 2000' de Castilleja de la Cuesta, cuando uno de los acusados tuvo un "incidente" con la víctima después de que ésta le derramara una bebida que estaba consumiendo, lo que motivó que ambos se enzarzaran en una discusión en la que Francisco S.C. le propinó un puñetazo en la sien.

En ese momento, llegaron José Fernando y otros dos imputados "en ayuda de su amigo", lo que hizo que el denunciante huyera del lugar y saliera corriendo a la calle, siendo perseguido mientras uno de los acusados le arrojaba una piedra que le alcanzó en la mano izquierda, dándole posteriormente alcance.

Agresión y robo

Una vez le dieron alcance, cuatro de los acusados comenzaron a agredirle, situándose "en columna de a dos" y manteniéndolo en medio mientras le golpeaban y empujaban hasta que Francisco S.C. dijo 'quitadle el móvil, el dinero y todo lo que lleve', a lo que los demás imputados "asintieron".

Así, y "con ánimo de obtener ilícito beneficio", continuaron agrediendo a la víctima, que se hallaba tirada en el suelo, mientras que el hijo de Ortega Cano le registró los dos bolsillos del pantalón y le quitó dos teléfonos móviles −uno de ellos propiedad de su padre−, la cartera, 15 euros y un llavero con las llaves de su domicilio y de un coche marca Audi, propiedad igualmente de su padre y con el que había llegado al lugar.

Tras ello, José Fernando e Isaac F.C. utilizaron las llaves sustraídas para hacerse con el Audi del denunciante y abandonar el lugar, dice la Fiscalía, que añade que, el 5 de noviembre, el hijo de Ortega Cano condujo el vehículo sustraído, pese a carecer de licencia para ello, en compañía de otros dos acusados, dirigiéndose por la carretera A-5301, en el término municipal de Almadén de la Plata.

En un momento dado, "por exceso de velocidad e impericia del conductor", el coche se salió de la vía por su margen derecho y volcó, saliendo ilesos sus tres ocupantes, quienes, "con intención de evitar la recuperación" del vehículo por parte de su dueño, lo rociaron con gasolina que llevaban en un bidón previamente adquirida para repostar y prendieron fuego al vehículo, que quedó calcinado en el lugar.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento